Por si acaso…
Por Carlos Jesús Rodríguez
08 de diciembre de 2016

*Desinformar es pecado: Papa

+Investiga Yunes los contratos

CUANDO SE conoció la noticia de que Miguel Ángel Yunes Linares sería el Gobernador bianual –tras la ratificación del triunfo por parte del Tribunal Electoral del Estado-, algunos medios de comunicación que durante muchos años sirvieron ciegamente al duartismo decidieron bajar sus cortinas, esto es, se declararon en quiebra demostrando que la circulación que tenían no pasaba de ser una soflama. Otros aguardaron “a ver qué pasaba”, pero la reciente declaración del mandatario de que no financiará el culto a la personalidad ha puesto a temblar a más de tres, de tal suerte que sin esperar más tiempo han decidido trasladarse a otros Estados donde consideran que podrían seducir a los gobernadores como lo hicieron con el ahora prófugo y, más antes, con Fidel Herrera.

EL PRIMERO en cerrar fue Marcha, ese pasquín detestable que operaba como sicario de Javier Duarte, y aunque su circulación en la entidad no superaba los 900 ejemplares, los propietarios argumentaban que, en realidad, tiraban 10 mil, y en efecto ese era el número que tiraban –pero a la basura- porque nadie los compraba. Ahora se sabe que AZ está por cerrar y que se trasladará a Puebla, luego de las críticas vertidas por Yunes Linares y la advertencia de que no habrá publicidad, ya que los medios deben de sobrevivir con su circulación.

SE SABE que otros tres periódicos y semanarios estarían, igualmente, por bajar cortinas y sus directivos dedicarse a otras actividades, entre estos, los Heraldos que, en realidad eran propiedad de Antonio Macías, suegro de Javier Duarte de Ochoa, y quien tenía a su servicio 20 elementos policiacos para su custodia, dinero que debería cobrarle el nuevo Gobierno, ya que constituye otro saqueo a las arcas del Estado, pues los policías deben estar para cuidar a la sociedad y no a parientes cómodos, empresarios periodísticos o gente cercana al poder. Por lo pronto, los elementos comisionados con esa pléyade de protegidos ya comenzaron a ser concentrados a sus verdaderas actividades, de tal suerte que si alguien quiere sentirse potentado debe pagar su propia seguridad.

CON LA postura de Yunes Linares se acaban los medios sicarios o textoservidores cuyas plumas estaban al servicio del poder, y cuyos propietarios a cambio de denostar al propio gremio “por instrucciones superiores” se embolsaban fuertes sumas, en ocasiones facturadas pero casi siempre en efectivo, amén de viajes al extranjero y pago de festejos por aniversarios. El Gobernador ha dicho que emprenderá una investigación a fondo para detectar en qué medida esos medios coadyuvaron al saqueo de las arcas públicas, y en ese sentido, ya existe una investigación en contra de Alberto Silva Ramos y Gina Domínguez Colío a quienes se acusa no solo de haber entregado millonarias sumas sino de haberse embolsado otro tanto con el consentimiento del, ahora, ex Gobernador.

DICE EL papa Francisco que expandir la desinformación es probablemente el mayor daño que pueden hacer los medios de comunicación, pues afirma que usar las comunicaciones para ese fin, en lugar de usarlas para educar a la gente, equivale a un pecado. “Creo que los medios deben ser muy claros, muy transparentes y, sin intención de ofender, no caer en la enfermedad de la coprofilia (excitación por los excrementos), que es querer cubrir siempre escándalos y cosas desagradables, incluso aunque sean verdaderas”, señaló el sumo pontífice al semanario católico belga Tertio.

MÁS AÚN, Jorge Mario Bergoglio reitera “y como la gente tiene tendencia a la enfermedad de la coprofagia (comer excrementos), se puede hacer mucho daño”, y acto seguido pidió perdón por recurrir a esos términos para ilustrar su punto de vista al responder a una pregunta sobre el correcto uso de los medios, parte que fue distribuida a la prensa con una traducción italiana de la entrevista realizada en el idioma nativo de Francisco, el cual contiene parte del lenguaje más directo jamás usado por el Papa para referirse a las empresas de comunicación periodística.

EL GUÍA de la Iglesia católica, también, habló del peligro de usar los medios para difamar a los rivales políticos: “los medios de comunicación tienen sus propias tentaciones. Pueden ser tentados por la calumnia y ser usados, por tanto, para difamar a la gente y calumniarla, sobre todo en el mundo de la política. Pueden ser usados como medios de difamación, y nadie tiene derecho a hacer esto. Es un pecado y es doloroso”, y vaya que el Papa tiene razón, pues en Veracruz, en los periodos que anteceden al de Yunes Linares, los medios fueron usados para lastimar, difamar y crear escenarios catastrofistas en torno a políticos, empresarios y periodistas non gratos a los regímenes.

NO ES secreto que en la Entidad no existen periódicos con tirajes superiores a los 30 mil ejemplares, por más que los propietarios indiquen lo contrario, pues de haberlos no tendrían necesidad de los fuertes contratos que solía dar el Gobierno del Estado. 30 mil ejemplares a 10 pesos cada uno equivaldría a 300 mil pesos diarios o 9 millones mensuales, y suponiendo que la mitad de esos recursos se fueran en materia prima y salarios, el empresario que lograra ese tiraje y venta se quedaría con 4.5 millones de pesos al mes o 54 millones de pesos al año, suma más que suficiente para no incurrir en las prácticas que tanto critica el papa Francisco.

EN FIN, Miguel Ángel Yunes ya mandó el mensaje y muchos, carentes de publicidad comercial y sin una circulación garantiza, han comenzado a poner tierra de por medio, ya que en la pasada elección, cumpliendo con la tarea del sicariato, se dedicaron a denostar al actual Gobernador y, no solo a él sino, incluso, a la propia familia, algo que Javier Duarte no respetó, y acaso por ello la orden de aprehensión girada en su contra es extensiva para su esposa Karime Macías y uno de sus hermanos –de Duarte-. Dicen por ahí que el que obra mal, se le pudre… la conciencia, y los hechos son más que contundentes. OPINA carjesus30@nullhotmail.com