camacama

Como moderno Savonarola, el iniciador de la cruzada contra las vanidades del hombre, contra la depravación de los poderosos, el tristemente célebre diputado perredista, Sergio Rodríguez Cortés, lanza su espada en ristre contra “mapaches electorales”, que utilizan recursos públicos para “fortalecer campañas políticas y proyectos regionales o personales” y propone un programa de austeridad “disminuir salario de funcionarios”, a la vez que se manifiesta contra “el club de la corrupción de Fidel Herrera y Javier Duarte. ¡Quién lo dijera! Bien escribió Sor Juana Inés: “sin ver que sois la ocasión de lo mismo que culpáis…”.