Veracruz- 2017-04-1113:11:50- Heladio Castro

Las acciones en materia de seguridad no sólo deben ser verticales sino horizontales, ni limitarse a traer más fuerzas armadas, sino que deben ser preventivas e iniciar en las escuelas, aseveró Jeremías Zúñiga Mezano, presidente estatal Comunidades Seguras.

En la ceremonia de bienvenida a 400 elementos de la Policía Militar a Veracruz, que encabezó el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, reconoció el desempeño de los elementos federales para la seguridad pero remarcó que no puede ser la única opción.

“Hacemos un llamado al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares y al secretario de Seguridad Pública, Jaime Téllez, que incluyan a la ciudadanía, porque hasta hoy sólo se piensa en el uso de la fuerza y no se ha trabajado en la reestructuración del tejido social”.

“Eso es algo que incluye a la ciudadanía porque se requiere hoy una transición de gobierno y una transición social. Sólo hay alternancia de partido político en el poder y de grupo en el poder”, apuntó Zúñiga Mezano.

Afirmó que urgen nuevas políticas y nuevas estrategias de políticas públicas pero también nuevas prácticas de convivencia social para evitar que más niños, adolescentes y jóvenes incursionen en la delincuencia organizada.

Aclaró que no está en contra de que lleguen elementos federales a reforzar la seguridad pero insistió en que eso por sí solo no es la solución del problema, y urgió al gobierno estatal a incluir a la sociedad en un programa integral.

“Respaldamos la llegada de la Policía Militar pero falta la otra parte. Con eso se ataca la consecuencia pero no se ataca la parte fundamental: evitar que más niños, adolescentes y jóvenes sean víctimas de la delincuencia organizada, porque son presa fácil ante la tentación del dinero, de las armas y de vehículos.

“También un llamado a todas las fuerzas políticas que en estos momentos de campaña pareciera que es privilegiar la mezquindad política y la indiferencia social con tal de que nos vaya mal, cuando las familias veracruzanas estamos siendo afectadas porque la inseguridad provoca desempleo, falta de inversión”, puntualizó.

Admitió que la Policía Militar va a dar un gran respaldo a los veracruzanos, pero dejó en claro que la sociedad civil debe hacer su parte: trabajar en nuevas prácticas de convivencia familiar y social para evitar más violencia desde el hogar y en las escuelas.

“No cuesta un peso: el gobernador podría emitir una declaratoria y a partir de que reinicien las clases, los primeros 3 minutos se dediquen a prácticas de valores; que los primeros 5 minutos le pregunten a los niños cómo les fue el fin de semana, que se saluden; y los siguientes 15 minutos, a infundir valores y ética desde Preescolar, Primaria y Secundaria.

ABISMO ECONÓMICO

El presidente estatal de Comunidades Seguras destacó que en Veracruz el desempleo pasó del 2.5 por ciento al 3.2 por ciento, lo cual consideró de suma gravedad.

Advirtió que ante ese panorama la situación se complica para el estado porque no sólo no se revertirá la parálisis económica, sino que habrá más inseguridad, más desempleo y más deserción escolar, lo cual consideró preocupante.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO