O P I N I O N
Por: Mario Javier Sánchez de la Torre

Dentro del que puede considerarse el peor momento político de los últimos 40 años en esta entidad, se llevará a cabo la jornada electoral del próximo 4 de junio. Jornada que tiene como característica, nada más y nada menos, que influirá en forma definitiva en la sucesión del próximo gobernador de este Estado y por consiguiente en la sucesión presidencial.
Como es del conocimiento de los electores, hoy llegan a su fin las campañas electorales como lo indica la legislación correspondiente, por lo que, lo logrado hasta hoy por cada uno de los contendientes a las 212 alcaldías, más el posicionamiento que cada partido político tenga y lo que sus operadores electorales logren desde hoy y principalmente el próximo domingo 4 de junio, será lo que defina a los ganadores en cada municipio.
Por lo que respecta al municipio de Xalapa, en el cual su importancia radica en tener dentro de su territorio a la capital veracruzana, las cosas aunque desde un principio parecían estar definidas, por el momento y también por el comportamiento de los contendientes, así como las circunstancias que se han venido presentado durante estos últimos 30 días, las cosas han cambiado.
Por una parte tenemos que de los diez aspirantes a la Presidencia Municipal de Xalapa, solamente cuatro de ellos han logrado de alguna forma penetrar entre el difícil electorado jalapeño. Por lo que toca al abanderado del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), el posicionamiento de éste desde el inició puede considerarse como el de mayor ventaja, debido a que esta institución política así está en la mayor parte del país actualmente y no por los méritos políticos del maestro Hipólito Rodríguez. En cuanto a la señora Ana Miriam Ferráez Centeno, de la coalición “Contigo el cambio sigue” integrada por los partidos Acción Nacional y de la Revolución Democrática, el ser mujer, integrante de la iniciativa privada del Estado y su participación en medios de comunicación haciendo labor a favor de la sociedad, aunque no forma parte del ambiente político de Xalapa, su posición ante los electores capitalinos ha sido importante. Alejandro Montano Guzmán, de la coalición integrada por los partidos Revolucionario Institucional y Verde Ecologista de México, denominada “Qué resurja Veracruz”, es el que mayor experiencia política tiene, en especial en el área de seguridad pues ya fue Secretario de Seguridad Pública del Estado, pero el detalle está, en uno de los dos partidos que lo impulsan, es el menos posicionado entre los electores de esta ciudad y del Estado. Y el empresario del sector educativo Carlos Luna Escudero, que además de tener la experiencia de trabajo que da este importante sector de la economía estatal y nacional, también tiene experiencia en el sector público, pues ha colaborado en gobierno municipal de Xalapa.
Señalamientos que obedecen a lo observado durante las campañas electorales que hoy llegan a su fin, por su servidor y que están basadas en los más de cuarenta años que tengo de ejercer este interesante oficio del periodismo y que son únicamente mí humilde opinión.
Así tenemos que de estos cuatro importantes personajes de la sociedad jalapeña después del próximo domingo cuatro de junio, sabremos quién gobernará estas más de 400 colonias ubicadas en estas elevadas tierras de la geografía veracruzana. El triunfador está entre la candidata y candidatos señalados, independientemente de lo que digan las hechizas encuestas que se han publicado al respecto, porque todos tienen sus pros y sus contras, situación que se conocía desde el inicio de estas campañas electorales, pero quiérase aceptar o no, el peregrinar tan intenso que llevaron a cabo, a quienes lo hicieron bien, les dará su recompensa. La población jalapeña en especial la de las colonias, sabe escuchar, además de que está informada. Y el número de estos ciudadanos superan el llamado voto duro de cualquier partido en funciones. Hasta el viernes. noti-sigloxxi@nullhotmail.com (Fech. Púb. Míer. 31-mayo-17)