Dice el senador ex perredista, Miguel Barbosa, ahora uncido al carro de MORENA en el Estado de México, que ve “a Eva en la cárcel”, “es una pedinche que tiene una enorme debilidad para pedir dinero”. Efectivamente, a Eva Cadena le cayó el Chamuco y para su mala fortuna nadie sale a jugársela por ella, está sola a su suerte. Queda la interrogante “¿su propensión al dinero fácil es resultado de su ingreso a la política o simplemente es irremediable cleptómana? ¿Cómo o por qué la seleccionó MORENA? He allí el detalle.