Devolviendo parte de lo robado no resarcen el daño que causaron

Armando Ortiz

En política el concepto “vómito negro” se refiere a la restitución del dinero mal usado, del dinero que se pretendía robar. Sobre este tema comenta nuestra amiga y colaboradora Virginia Durán Campollo: “Que Carlos Aguirre, la mano que meció la cuna de la SEFIPLAN, regreso 150 millones de pesos y hoy su segunda mujer, con su hijo, lo alcanzan en España. De ser así, ese país de Europa cobijará a todos los duartistas, que lograron el vómito negro. Esto es, devolver parte de lo que robaron por su libertad. Karime en Holanda o Inglaterra, como su anfitriona. La familia feliz. No pos así, cómo no”. Ese tipo de perdón se podría otorgar a una persona que de manera no intencionada tomó algo que no le pertenece, pero los duartistas que están siendo investigados por enriquecimiento ilícito, tomaron lo que no les pertenecía con premeditación y ventaja. ¿A poco con restituir parte, sólo una parte de lo robado, van a resarcir el grave daño que le hicieron a enfermos, ancianos, estudiantes, personas en situación de pobreza y todos aquellos que se quedaron sin el recurso que ellos se llevaron?

El dogma sobre la pureza de su candidata
Cuando alguien no tiene argumentos para defenderse suele recurrir a las falacias o a la victimización. Me atacan porque soy negro, me atacan porque soy pobre, me atacan porque soy mujer. Con esto pretenden hacer quedar mal al que supuestamente “ataca”, pretenden autoflagelarse para que se les tenga conmiseración. Y luego esos aduladores que se creen que la pretensión del que revela es sólo la de hacer daño a la pobrecita “víctima”, porque “como vamos arriba en las encuestas sólo les queda la mentira”. Pero no, de principio sus lecturas de los mensajes de advertencia que dan los comunicadores son fallidas, porque leen el mensaje con ganas de tener ellos la razón. No lo saben, pero así se crean los dogmas, esas verdades absolutas que no permiten refutación. De modo que la candidata es pura, simple y sencillamente porque es mujer, porque es inmaculada, porque es producto del espíritu santo; simplemente es pura porque es pura y no podría ser lo contrario. Por ello hay que quemar en leña verde al que se atreva a cuestionar la pureza de la candidata, sacrílego infame, hijo de mala mujer. El entendimiento de esas personas es tan pequeño, que no merece la pena replicarles, para qué, no quieren entender.

En Edomex nadie quiere votar por el PRI, a menos que le compren su voto; en Veracruz sucede lo mismo
Parece que nadie quiere votar por el PRI en el Estado de México, al menos eso es lo que se ve en redes sociales. A esto hay que sumar la cantidad de intelectuales y personalidades de los medios de comunicación que llaman a no votar por el PRI en Edomex. No se ve a personalidades relevantes pidiendo que se vote por Alfredo del Mazo; a menos que se cuente a la diputada “Corcholata”, Carmen Salinas. Si al parecer nadie quiere votar por el PRI en Edomex, ¿por qué en las encuestas aparece con un porcentaje importante en las intenciones de votación? ¿Quiénes son esos que van a votar por el PRI? En entrevista con Hipólito Rodríguez, el candidato de Morena, éste comentaba que le daba mucho coraje ver que las personas seguían vendiendo su voto. Hipólito decía que le parecía una forma muy perversa por parte de los gobiernos mantener a las personas en pobreza para tener así un clientelismo seguro que se podrá ocupar cada que se requiera. En Xalapa, sobre todo en colonias muy pobres, mucha gente está esperando el domingo 4 de julio para ver cuánto le dan por su voto.

Armando Ortiz aortiz52@nullhotmail.com