Ciudad de México- 2017-06-0908:20:11- Las expectativas de exportación de azúcar a Estados Unidos podrían llegar a más de 2 millones de toneladas, dado el crecimiento de hasta 600,000 toneladas que se prevé en el consumo interno de los americano para la zafra 2017-2018, lo que da a México la preferencia para cubrirlas. De lograrse esa producción, sería su nivel más alto desde la zafra 2013-2014, cuando se exportaron 2.6 millones de toneladas de azúcar.
Así lo explicó el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Azucarera y Alcoholera (CNIAA), Juan Cortina Gallardo, tras señalar que este año “tenemos una cuota de un poco más de 980,00 toneladas, faltan 200,000 más o menos por enviar y el año que entra, aunque pueden variar los números, el acceso que nos están dando es de 2 millones de toneladas. En caso de no haber aceptado el acuerdo, quizá los cupos se los habrían dado a otros países y nuestro espacio para el mercado americano sería muy pequeño”.

De esta manera, se estarían enviando hasta 80% más toneladas de azúcar a la industria americana, salvo que sería con otras condiciones dadas las exigencias del acuerdo de enviar en menor cantidad azúcar refinada.

De acuerdo a lo publicado por El Economista, datos del departamento de Agricultura de estados Unidos (USDA, por su sigla en inglés) muestran que México prevé un aumento de hasta 80% a sus exportaciones dada la producción que tendrá nuestro país de 6.6 millones de toneladas. De acuerdo con el reporte de mayo del Grupo de Consultores de Mercados Agrícolas, “para el ciclo 2017/18 USDA proyecta un comportamiento de producción y consumo muy similar al ciclo actual; sin embargo, estima incrementos muy importantes en las importaciones por 600,000 toneladas asignadas en un primer momento a México, que seguramente se irán redistribuyendo en los próximos meses”.

Por otra parte, para cumplir con los niveles de exportación de azúcar los industriales mexicanos deben realizar algunos ajustes para cumplir con el nuevo acuerdo que firmaron los gobiernos de Estados Unidos y México.

Entre las modificaciones que deben hacer los industriales nacionales se encuentran: ajustar las fábricas para reducir la producción de azúcar refinada por cruda; incorpora como logística el envío de azúcar en barco, genera un inventario para exportar todo el año y no sólo durante la zafra.

“Vamos a tener que ajustar nuestra forma de trabajar, no sólo en las fábricas para producir esa calidad que nos piden ahora, sino también para que se vaya por barco y tenemos que mantener inventarios para precisamente suministrar el mercado a lo largo de los 12 meses”, explicó Juan Cortina Gallardo.

EL IMPACTO DE LA FRUCTOSA

El Ingenio San Cristóbal es una de las principales fábricas, reconocida como la de mayor producción de azúcar refinada en el país, que se han visto afectadas por la entrada de fructosa a México, pues cerrará en definitiva su producción refinada, “para ajustarse al mercado” nacional.

Cabe señalar que de la producción total que oscila en 6 millones de tonales, sólo 30% es de azúcar refinada, de acuerdo con Oscar de Arte, de Zucarmex.

Con información de El Economista
http://eleconomista.com.mx/industrias/2017/06/09/mexico-acelerara-envios-azucar-eu

El Economista / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO