Xalapa- 2017-07-0414:28:00- Staff Imagen del Golfo/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO

Al leerle los medios de prueba en su cuarta audiencia en los tribunales de Guatemala para la acreditación de su detención para el trámite de extradición a México, José Antonio Galdámez, fiscal de asuntos internacionales de dicho país, destacó que entre los puntos leídos está una entrevista judicial y escrita hecha por la Procuraduría General de República (PGR) a Arturo Bermúdez Zurita, del 13 de diciembre de 2016, que implica directamente a el ex gobernador Javier Duarte de Ochoa.

En dicha entrevista, Bermúdez Zurita confesó sobre ilícitos ordenados por Javier Duarte de Ochoa cuando él fue subsecretario y secretario de Seguridad Pública de Veracruz, en los periodos del 1 de diciembre de 2010 al 4 de agosto de 2016. Dicha información constan en los folios 463-468 integrados en la denuncia de la PGR.

Los medios de prueba 5,6,7 y 8 contra Javier Duarte que aportó la PGR constan de varias entrevistas de audio y escritas a Alfonso Ortega, José Juan Cisneiros y Arturo Bermúdez Zurita, ex secretario de Seguridad Pública de Javier Duarte, donde señalan directamente al ex gobernador veracruzano y a su esposa Karime Macías Tubilla en el desvío de recursos públicos para beneficio propio.

Según lo leído por José Antonio Galdámez, fiscal de asuntos internacionales de Guatemala, la PGR presentó como medio de prueba una entrevista a Alfonso Ortega del 12 de octubre de 2016, donde aporta información sobre uso de recursos estatales para fines privados como desvío, ocultamiento de fondos y sobre la utilización indebida de recursos federales y estatales por instrucciones de Duarte.

El abogado de Javier Duarte ante estas acusaciones solo atajó a decir que ninguno de los que lo acusan tienen relación directa con el ex gobernador, aunque Arturo Bermúdez fue su secretario de Seguridad Pública e incluso el mismo Duarte lo llamaba y presumía que era su “gran amigo”.

ACEPTA EXTRADICIÓN POR DELINCUENCIA ORGANIZADA Y LAVADO DE DINERO

“He decidido allanarme con relación a los delitos federales, pues no cometí tales delitos y es mi deseo acreditarlo ante el Poder Judicial de la Federación de mi país. Es cuanto”, dijo el ex gobernador Javier Duarte de Ochoa al aceptar su extradición de Guatemala a México por los delitos de delincuencia organizada y lavado de dinero que le imputa la Procuraduría General de la República (PGR).

“No aparece mi nombre en ninguna de las escrituras y no soy ejidatario ni pienso ser ejidatario de ninguna parcela de mi país”, dijo Duarte después que la Fiscalía le leyera los medios de prueba presentados por el Gobierno Federal de México que lo involucran en la obtención de 21 parcelas del ejido Lerma, en Campeche, con recursos de procedencia ilícita.

Según José Antonio Galdámez, fiscal de asuntos internacionales de Guatemala, el ex gobernador de Veracruz podría recibir condena de hasta 40 años de cárcel por delincuencia organizada y hasta 15 años por operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Tanto Javier Duarte como su abogado, Carlos Velásquez, solo argumentaron que ninguna de las pruebas contra el ex gobernador lo vinculan o prueban su participación en los delitos leídos por la fiscalía guatemalteca.

Duarte de Ochoa al hacer uso de la palabra en la audiencia dijo que su nombre no aparece en el Registro Agrario Nacional (RAN) como ejidatario para la obtención de 21 parcelas del Ejido Lerma, en Campeche.

Se espera que el proceso de extradición del ex gobernador veracruzano culminé en una semana y que a su llegada a México sea internado en el Reclusorio Norte, de la ciudad de México de forma inmediata.