Por si acaso …
Por Carlos Jesús Rodríguez Rodríguez
3 de julio de 2017
*Golpes espectaculares de PF
*Indagan a patrones sureños

DICEN QUE cuando se quiere se puede, y eso ha sucedido con la Policía Federal que en tiempo record no solo ha detenido a 10 presuntos delincuentes en Puebla, entre estos a cuatro de los que asesinaron al, ahora, ex coordinador Estatal de esa dependencia, Juan Camilo Castagné y al ex inspector de la misma corporación, José Rigoberto Peña, sino que incluso, abatieron en el mismo Estado a Ricardo Pacheco Tello, alias “Quino”, presunto autor intelectual de ambos crímenes, por quien Miguel Ángel Yunes Linares ofrecía recompensa de 1 millón de pesos a quien aportara información que llevara a su captura. Cabe recordar en el pasado 20 de Junio, cuando tres jóvenes empleados de una empresa gráfica colocaban carteles en los que el Gobierno del Estado anunciaba las “gratificaciones” a quienes coadyuvaran con las autoridades, un grupo armado los agredió a balazos dejándolos mal heridos, y entre los boletinados estaba, precisamente, Pacheco Tello que, al parecer, a raíz de los “golpes” que les había propinado el jefe policiaco por el robo de gasolina en Veracruz y Puebla ordenó “levantarlo”, pero al resistirse fue abatido junto con sus acompañantes en el restaurante La Bamba ubicado a la salida de ciudad Cardel, casi frente a la Cruz Roja de Aquel lugar, a unos metros de la gasolinera donde casi siempre, por lo regular, hay patrullas policiacas.

EL LIDER criminal murió en el enfrentamiento con elementos de la Policía Federal y de la Marina en el municipio de San Gregorio Atzompa, Puebla, cuando intentaba escapar de un operativo desplazándose a través de las azoteas, y según los primeros informes, era el jefe de los 10 detenidos, también, en la ciudad de los Ángeles, aunque, según informes extraoficiales que se desprenden de la indagatoria, la orden era levantar al comisionado –tal como sucedió el pasado 6 de Abril con el director de Tránsito de Boca del Río, General Martín Cordero Luqueño, quien horas después del acontecimiento fue puesto en libertad. Y aunque el militar negó los hechos, aquella ocasión a través de un brevísimo comunicado se informó que Cordero Luqueño se encontraba a salvo en sus oficinas de la Dirección de Tránsito y Protección Civil del Ayuntamiento de Boca del Río, en tanto las Corporaciones de Seguridad Federales y Estatales continuaban con las tareas de localización de los sujetos que esa mañana lo privaron ilegalmente de su libertad.

PERO NO han sido, únicamente, esos golpes. Aquel mismo sábado, día en el que asesinaron a Juan Camilo Castagné y José Rigoberto Peña, en Coatzacoalcos, en la colonia Nueva Calzada seis integrantes de una familia, entre ellos cuatro niños, fueron abatidos, lo que provocó indignación social, y aunque el Gobierno del Estado no había ofrecido recompensa por información que llevara a la captura de los autores intelectuales y materiales, posteriormente rectificó, por lo que comenzaron a surgir informes que se enfocaban hacia un grupo delincuencial, y como por encantó, cinco días después de los salvajes acontecimientos, la tarde del pasado jueves se informó que en los límites de Tabasco y Veracruz se había capturado al presunto autor intelectual de esa masacre. En Veracruz se trataron de acreditar la captura, pero la PGR, en un boletín, informó que “personal de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) y de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido) detuvo en el Estado de Tabasco a Hernán Martínez Zavala” alias comandante H, con presencia en el Estado de Veracruz e investigado por ordenar y participar en la privación de la vida de seis personas, cuatro de ellas menores de edad, el pasado 24 de junio en el municipio de Coatzacoalcos”. La Procuraduría General de la República informó que de acuerdo con las investigaciones, el detenido, de 42 años de edad, es originario de Martínez de la Torre, y se le considera el principal operador en el municipio de Coatzacoalcos de una organización criminal con la que colaboraba desde 2006. Entre sus principales actividades delictivas destacan el tráfico de drogas, robo de hidrocarburo, secuestro y extorsión”, por lo que el detenido junto con otros dos sujetos identificados como Víctor Manuel N y Juan Adiel N, colaboradores de la célula que encabezaba Hernán N, quedaron a disposición de la PGR.

Y LLAMA la atención la rapidez con la que actuaron elementos Federales en contra de quienes han sido

responsables de la violencia que se vive en la Entidad y del crimen de dos de ellos, como si de antemano se supiera quienes eran y, por alguna razón, no se actuaba, porque aclarar dos acontecimientos importantes en menos de una semana, detener a 13 presuntos delincuentes y abatir a un tercero, no lo hace ni Scotland Yard, la Policía Metropolitana de Londres, cuyo nombre se deriva de la ubicación de la sede de esa policía en sus orígenes, en el número 4 de Whitehall Place, y en donde había una puerta trasera que daba a la calle Great Scotland Yard.

OJALA LA misma Procuraduría General de la República, a propósito de su afamada “Agencia de Investigación Criminal” dedicada al servicio de la justicia con el apoyo de la tecnología y la ciencia, como reza su logotipo, se aplicara, igualmente para aclarar el asesinato de los 8 periodistas que han sido ejecutados este año en México, entre otros, Ricardo Monluí Cabrera por cuyos asesinos el Gobernador Miguel Angel Yunes no ofreció recompensa, y acaso por ello ese lamentable crimen, como todos los asesinatos, quede impune, pues todo hace suponer que se ha dado carpetazo al asunto.

SIN DUDA, la actuación de la Policía Federal, y en este caso, del Gobierno del Estado –hay que darle su crédito-, lograron golpes espectaculares, sobre todo en Coatzacoalcos donde podrían caer infinidad de empresarios, algunos ligados al poder, quienes se prestaban a turbias tareas como el lavado de dinero del jefe criminal detenido en Tabasco. Lo que sigue, si las investigaciones continúan con similar intensidad, podrían colocar a Veracruz como un Estado que ha sido propicio para actividades financieras con recursos de procedencia ilícita. Si no hay borrón y cuenta nueva. Muchos apellidos rimbombantes, algunos de origen libanés, pasarán lista de presente en las cárceles. Al tiempo. OPINA carjesus30@nullhotmail.com