En lógica formal no se ve cómo hará la defensa de Duarte de Ochoa para rebatir las pruebas presentadas por la PGR para convencer al juez de la vinculación a proceso del ex gobernador veracruzano, son tan contundentes que por sí solas constituyen un pesado fardo jurídico contra el acusado. Sin embargo, para evitar ser jurídicamente culpable a Duarte de Ochoa este tendrá que desembolsar muchos millones más para cubrir los honorarios de mayor número de defensores y, en contrario, la PGR robustecerá sus acusaciones con nuevos elementos de cargo provenientes de las averiguaciones correspondientes y de la declaración de los cómplices y socios que busquen reducir el peso de sus culpas despepitando el entramado a través del cual operaron las ilícitas sustracciones de dinero público; nos enteraremos de lo que declaren Benítez, Ramos Silva, del Castillo, Tarek, Nemi, Anaya, Ferrari, Bermúdez, Karime y demás presuntos culpables solidarios del robo a Veracruz.