Viernes contemporáneo
Por Armando Ortiz
12 de julio de 2017

Nosotros se los advertimos, que Sergio Rodríguez es como el escorpión de la fábula, su instinto lo lleva a picar, aunque en ello le vaya la existencia. Sergio Rodríguez siempre ha sido leal a su vientre, a sus ganas de engordar el marrano que tiene de alcancía. Sirvió a los intereses de Fidel Herrera y de Javier Duarte, hizo del PRD una franquicia de estos dos saqueadores a cambio de dinero encima de su colchón. Pero los panistas lo toleraron y lo hicieron su aliado, quizá porque algo de su indecencia se parecía a la de ellos. Ahora le quitan la Comisión de Hacienda y él se defiende, quizá tenga razón, que se la quitan por incómodo, por contravenir las indicaciones del gobernador. Pero conociendo a este personaje, lo más seguro es que se empezó a cotizar muy alto, y ponía muchas trabas para sacar adelante asuntos hacendarios. Sergio Rodríguez no es diputado porque quiera servir a los veracruzanos, él es diputado porque sabe que el poder significa dinero, dinero bien habido, mal habido, a él no le importa la diferencia siempre y cuando sea dinero. Ahora los panistas lo van a tener enquistado, chingando como “cuchillito de palo”; claro, a menos que le revivan eso del robo de autos, porque ese caso sigue pendiente.

Fernando Yunes Márquez dice no conocer al “H”; pero quien lo invitó sí sabía quien era

Señala Fernando Yunes Márquez que él asistió como invitado a la comida de Cosoleacaque, pero que por supuesto no convocó ni conocía los invitados. Esto dice después de que se revelaran fotografías en donde se ve al Hernán Martínez Zavala, el “H” muy cerca del senador en la comida mencionada. La comida la organizó Félix López Mora y quizá a él es a quien deberían increpar. El “H”, reconoció el propio gobernador Yunes Linares, actuó en plena libertad durante muchos años en la zona sur de Veracruz. En todo ese tiempo se infiltró en muchos ámbitos, en el empresarial, en el social y en el político. Por supuesto que muchos sabían de los nexos de este tipo con la delincuencia y de la protección que gozaba por parte de Bermúdez Zurita y su policía. Otros tal vez no lo sabían y lo dejaban entrar porque éste se presumía como un empresario exitoso. Cabe dentro de la lógica que estos delincuentes busquen infiltrarse en el ámbito de los hombres de poder; poseen los contactos y el dinero para hacerlo. ¿Cuántos de esos delincuentes estarán en este momento compartiendo el pan y la sal con estos hombres de poder?

Que el INBA utilice a Maluma para fomentar la lectura es una soberana pendejada

En un país donde gobierna Peña Nieto, el que confunde la Biblia con una novela, a quien extraña que sus instituciones de cultura, las que gozaban de un gran prestigio, anden literalmente por los suelos. Se le puede permitir a Televisa que saque sus campañas en donde “El Negro” Araiza o Galilea Montijo inviten a leer, sabemos, por lo que dicen en sus programas, que los señores no leen ni la lista de útiles de sus hijos. Pero que el Instituto Nacional de Bellas Artes, en su departamento de Literatura utilice al cantante Maluma para fomentar la lectura en los jóvenes es una soberana PENDEJADA, así en altas. Desde su cuenta de Twitter @literaturainba lanzó el siguiente mensaje: “Maluma ya leyó a todo Camus y tú todavía no terminas la tesis”. No mamen, ¿quién les va a creer eso? Después nos van a salir que la frase: “Hoy voy a comerte en mi habitación, me dijeron que eres posesiva y que tragas toda la vitamina” de su canción “Cuatro babys” es una cita del autor de El extranjero. Nuestras instituciones culturales andan por la calle de la amargura y para no sentirse tan mal desean arrastrar en su mediocridad a los ingenuos.

aortiz52@nullhotmail.com