Xalapa- 2017-07-1114:22:33- Leticia Rosado / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO

A pesar que hasta el momento se han registrado 40 casos de Coxsackie en la entidad en Orizaba, Xalapa y otros municipios, no se ha implementado ningún cerco sanitario.

Siete estados de la república mexicana emitieron alertas sanitarias por el aumento de casos de Coxsackie. Dichas alertas fueron emitidas por las secretarías de salud Tlaxcala, Oaxaca, Hidalgo, Estado de México, Querétaro, Zacatecas y Tamaulipas

En entrevista la directora de Salud Pública del estado, Margarita Blanco Cornejo, expresó además que no se ha emitido todavía ninguna alerta sanitaria, al tiempo de mencionar que anualmente se dan brotes principalmente entre el verano y otoño, mismos que afectan a menores cinco años que se encuentran en las guarderías, jardines de niños y en menor grado en las primarias.

Hay que hacer mención que la mencionada enfermedad se presenta con ámpulas en pies, manos y boca, temperaturas de hasta 39 grados, malestar general, secreción nasal, dolor de cabeza.

“La forma en que se contaminan los niños es por pasar muchas horas en contacto directo, el uso de los juguetes comunes, vía fecal, oral, tos, gotitas de saliva. Sí es muy importante que se tengan todas las medidas higiénicas para que no se trasmita la enfermedad”.

Expuso que se han tenido casos en Xalapa y Orizaba en estancias, kínder del DIF e IMSS, así como en la secretaría de caso, contabilizando alrededor de 40 casos.

“Lo importante es que la gente sepa que este virus existe, que cada año se presentan casos, que no es una alerta epidemiológica, que los niños no se hospitalizan por esta enfermedad, que no hay defunciones, pero si es importante que se identifiquen los síntomas”.

La funcionaria de la Secretaría de Salud dijo que se recomienda a las autoridades educativas y padres de familias realizar un filtro en las instituciones para evitar que los niños enfermos ingresen a la escuela y sean llevados de inmediato al médico.

Además se ha recomendado extremar las medidas higiénicas de los juguetes que están en contacto con los pequeños, lavarse las manos con agua y jabón.

“Hay que limpiar y desinfectar todas las superficies, juguetes con agua, jabón y cloro para evitar que actúen como comité para evitar vectores pasivos, es importante el aseo tanto en las escuelas como en las casas”.