Viernes contemporáneo
Por Armando Ortiz
17 de agosto de 2017

A mediados de abril de 2017, Flavino Ríos Alvarado, exgobernador interino de Veracruz, salió de prisión para continuar su proceso en su domicilio. Entonces se alegaba que tenía un problema arterial por lo que mantenerlo en la cárcel ponía en riesgo su vida. A Flavino Ríos Alvarado le habían vinculado a proceso por lo que debía estar un año en prisión en lo que se llevaba su caso. Los delitos de que se le acusa a Ríos Alvarado son enriquecimiento ilícito, abuso de autoridad, tráfico de influencias y omisión de un deber legal. Pues algo debieron hacer los abogados y algo debió hacer el médico del exgobernador, porque el día miércoles se le vio muy sano, empujando su carrito de supermercado en la tienda Costco de Xalapa, acompañado de la familia. Al parecer la prisión domiciliaria no significa que no pueda poner un pie fuera de su casa; al parecer sus problemas arteriales ya son cosa del pasado, pues según nos comentan se le veía bastante vigoroso. Ríos Alvarado confesó haber prestado el helicóptero de gobierno del estado para que escapara Javier Duarte. Pero al parecer esas cosas ya se nos están olvidando.

Lanza reproches Andrea Yunes, pero en otros tiempos nunca reprochó las balaceras y muertes en tiempos de Fidel y Duarte

Muchos corajes hizo la hija de Héctor Yunes Landa después de que sufriera lo que miles de veracruzanos han sufrido, el robo de sus pertenencias. Andrea Yunes dice que le rompieron el cristal de su camioneta y le sacaron “todoooo”, su cartera, dinero, tarjetas, IFE. Ella se queja porque lo robado se lo ganó con el sudor de su frente, “como médico con asesorías”. La hija de Yunes Landa y sobrina de Yunes Linares, reprocha a aquellos que “dicen que las cosas están bien Dios mío, de verdad no tienen madre la gente que hace esto y el gobierno que lo permite”. Por supuesto, no se recuerda ningún reproche por parte de Andrea Yunes durante los 12 años que estuvo el gobierno de Fidel Herrera y Javier Duarte, años en que la delincuencia tomó a Veracruz como si fuera de su pertenencia. Hubo miles de muertos, cientos de balaceras y robos que bien pudieron haber excusado cualquier reproche por parte de Andrea. Por cierto, en esos años su padre fue subsecretario de Gobierno y diputado federal, después senador.

¿Por qué a Rafa Márquez sí le congelan sus cuentas y a Emilio Lozoya no?

Una pregunta que surge a partir de los señalamientos en Brasil en contra de Emilio Lozoya es: ¿Por qué a él no le congelaron sus cuentas bancarias, así como lo hicieran con Rafa Márquez? Las acusaciones en contra de Lozoya son tan graves como las que recaen en contra de Rafa Márquez. Para que Lozoya haya sido señalado en la investigación, un juez debió valorar las acusaciones que los directivos de Odebrecht lanzaran en contra del exdirector de Pemex. Y es que esas acusaciones no se podían lanzar a la ligera, pues de la certeza de esos señalamientos depende que se le brinden beneficios a los directivos de Odebrecht que están siendo enjuiciados. Tampoco las acusaciones en contra de Rafa Márquez son a la ligera, pues estamos hablando de una investigación de varios años en donde se descubre que las empresas y asociaciones civiles de Márquez tienen años lavando dinero al narcotraficante Raúl Flores. De momento quien debe mostrar su imparcialidad y su búsqueda de la justicia es la PGR, es esa instancia la que debería estar investigando, de hecho, la PGR es la debió descubrir los vínculos de Lozoya con Odebrecht, pero cómo, si el titular Raúl Cervantes también era del equipo de Peña Nieto en la campaña de 2012.

aortiz52@nullhotmail.com