Perfilando
Por Iván Calderón
30 de agosto de 2017

  Aún con los adversos escenarios que vive el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, para bien o para mal su equipo político opera calladamente con todo para el 2018.

  Sin duda.

  Para todos ellos los planes siguen en pie, la consolidación del proyecto de 8 años, que no es otra cosa que hacer del alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez en su próximo gobernador veracruzano.

  Lo anterior no es para nada sencillo.

  Sin embargo, a través de la Secretaría de Desarrollo Social de Indira Rosales San Román, de sus delegados y de sus aliados, se encuentran haciendo grilla en las diferentes regiones jarochas, a través del programa “Veracruz Comienza Contigo” atendiendo a las clases más vulnerables.

  Sin tanto ruido y con los pretextos de Sedesol, Indira Rosales y la gente de los Yunes, han recorrido prácticamente toda la entidad en busca de atender las necesidades de las clases menesterosas.

  Pero de paso, aprovechan para estar en contacto directo con la fuerza electoral y las estructuras de los alcaldes electos que hicieron ganar a esta alianza más de 100 alcaldías, teniendo toda la fe que esta será su fuerza electiva.

  Dicen que en política ya no se pueden convencer a los que están en contra, y más en una administración de 24 meses.

  Caray, para qué perder el tiempo.

  Y partiendo de lo anterior, el propio Yunes Linares y Yunes Márquez han instruido a sus operadores políticos, concentrarse especialmente en los municipios donde alcanzaron las victorias, haciendo que las próximas autoridades municipales ya sean amarillas o azules sean los responsables de entregar personalmente los programas sociales en sus respectivos municipios, valiéndole un cacahuate la ahora oposición principalmente priista.

  Se tiene que decir, con todo y los resbalones mediáticos del gobernador, su falta de capacidad en el segmento de la comunicación social y la conclusión de su luna de miel con las y los veracruzanos, de forma silenciosa los panistas y perredistas siguen tocando puertas con los electores quienes serán finalmente los que decidirán el futuro de Veracruz.

  Ya veremos si le sale o no.

  Pero mientras camina la avanzada y entre tanto Yunes Márquez ya pacta y acuerda con todos los actores sociales de gran capital político, es el mandatario de estado Miguel Ángel Yunes quién con todo y la grave crisis de seguridad que enfrenta, empezará a recorrer cada municipio anunciando obras y acciones, tratando de reencontrarse con su pueblo.

  Es más, nos comentan que el jefe de las instituciones jarochas en los primeros días de Septiembre tiene pensado iniciar una gira trabajo en localidades de la cuenca, la zona cañera y los tuxtlas donde inaugurará obras junto con ediles de todos los colores.

  POR CIERTO ya que hablamos de panistas, dicen que el que hizo el mejor de su vida al convertirse en dirigente estatal del PAN es José de Jesús Mancha Alarcón. No cuentan que el famoso Pepe Mancha logró acomodar más de 45 regidores en la primera y segunda posición en varios municipios veracruzanos y como el sí sabe ser “amigo”, a diferencia de muchos priistas, y sobretodo jefe acomodó hasta a su chofer a un tal, Jesús Enrique Rivera Ávila como regidor primero en el Ayuntamiento de Coatepec. Con estas acciones además de mucho billete y capital político en cada Ayuntamiento, de querer aspirar a cualquier cargo, también tendrá asegurado el futuro de sus huestes y salpicando de recursos municipales a uno que otro de sus allegados. Así las cosas.

@IvanKalderon

ivancalderonflores@nulloutlook.com

www.eldelsur.com