Catarsis
Por Elsa de León A.

​Mis lectoras y lectores saben que mis colaboraciones siempre son en el sentido de llevarlos a la reflexión. Esta vez me nace de un vídeo que acabo de ver de Vladimir Putin, el Presidente de Rusia, que una querida amiga me hizo el favor de compartir, y la verdad en cierto sentido estoy de acuerdo con él.
​Para quienes no lo han visto, lo transcribiré tal cual, y para quienes ya lo vieron, espero sus amables comentarios.
​En un evento oficial y público, delante de miles de soldados formados en alguna plaza, me imagino que la Plaza Roja de Moscú, Vladimir Putin comenta en su mensaje:
​“El día de hoy, estoy cansado, cansado de todo. Quiero dirigirme a los líderes del mundo. ¿Qué ocurre con ustedes? ¿Qué plan diabólico traman? Ustedes están deliberadamente intentando reducir la población. Y lo hacen a costa de vidas inocentes. De mentes frágiles que creen en su corrección política, padres, madres, hijos. ¿Qué clase de monstruo convence a una familia de mutilar los genitales de su hijo porque éste, un día se siente niña, sabiendo perfectamente que un niño no tiene siquiera su identidad formada? ¿Qué clase de bestia malvada convence a un país de occidente de abrir las puertas al terrorismo del Estado Islámico? Lavando los cerebros de personas con nefastos sistemas mediáticos poderosos, que mienten descaradamente.
​“Ustedes están dando vuelta a los valores de la cultura occidental, uno a uno, intencionalmente. Ustedes están dejando que el terrorismo se lleve vidas inocentes. Ustedes mismos atacaron su propia cultura y valores a conciencia. Han querido destruir la cristiandad, sabiendo que del otro lado venían otros a imponer el islam mediante la violencia y el terror. Lo sabían y dejaron que esto ocurriera. Ahora, por las víctimas del terrorismo, pido que hagamos un minuto de silencio”.
​Se hace en el video un minuto de silencio…
​Y continúa Vladimir Putin su mensaje: “Estoy al tanto de sus diabólicos planes para reducir la población del planeta, desde abrirles las puertas y barreras a grupos terroristas, hasta el deliberado intento de homosexualizar la población. Vine hoy aquí, a exponer cómo y por qué lo hacen. Han sido lo suficientemente malvados para aprovecharse de los débiles, de los oprimidos. Tomaron por las astas a los jóvenes y llenaron sus mentes de basura. Naturalizaron el cambio quirúrgico de sexo.
​“El alcalde de la ciudad de Manchester naturalizó el terrorismo islámico. Tras un atentado dijo que los ataques terroristas son parte natural de vivir en una gran ciudad. Increíble. Si usted piensa que su pueblo debe acostumbrarse a ser masacrado, renuncie a su cargo.
​“Y lo que están haciendo con la comunidad homosexual, ¡Dios! Se están aprovechando de una parte de la sociedad que ha sido eternamente oprimida, y a sabiendas de que sufren trastornos y disforias, para hacerles creer que ellos son el orden natural y que todo aquel que no acepte esta premisa es un malvado y fóbico trastornado que los odia sin mesura. La homosexualización a través de falsos y alterados estudios que mes a mes informan que la heterosexualidad no existe. Artículos sobre supuestas modas en las que los heterosexuales tenemos sexo entre hombres y que la heterosexualidad no es más que una construcción social. Pues yo les digo hoy que esas son patrañas. Mentiras premeditadas con la finalidad de reducir la población mundial de a poco. Porque ustedes saben bien que una sociedad homosexual no podrá reproducirse. Los islámicos nos masacran. Ustedes bombardean a los islámicos y la sociedad no se reproduce. El resultado es el que ustedes esperan: una eficaz reducción poblacional.
​“Pero esto, no se termina aquí. También impulsan el odio entre hombres y mujeres. Han destrozado el movimiento feminista para convertirlo en una guerra entre seres biológicamente aptos: hombres y mujeres. Si hombres y mujeres se aborrecen entre ellos, los chances de que se reproduzcan se esfuman por completo. Este plan monstruoso está acompañado de una filosofía neomarxista y la mente débil de los jóvenes. Jóvenes que han comprado con discursos predigeridos. Muchachos y muchachas que se niegan a pensar por sí mismos. Lavaron sus cerebros y llenaron sus mentes con ideas absurdas. Los idiotizaron por completo. Los tienen abogando por leyes yihadistas. Los tienen absolutamente convencidos de que la mutilación de genitales no conlleva un trastorno de identidad sexual. Lograron convencerlos de que el enemigo es la familia tradicional, es decir, la que se reproduce. Pero hoy, la historia les demostrará a ustedes, gobernantes, que el sentido común es más fuerte. Exigimos que den marcha atrás con su plan. Hoy me paro aquí pacíficamente, suplicando que ya dejen en paz las mentes de los jóvenes y los oprimidos. Pero pisando con el pie firme y demostrando que estoy al tanto de sus planes.
​“Sus políticas han de cambiar urgentemente. Sus medios deberán comenzar a decir la verdad. Dejen de intentar confundir deliberadamente a los jóvenes respecto de su identidad. Meterse en la vida sexual de una persona saludable, es un acto despreciable y repugnante. Exigirle a todo un pueblo que se acostumbre a ser masacrado por inmigrantes radicales, es un acto cobarde y deleznable. Enfrentar a hombres y mujeres bajo la bandera del feminismo, ¡canallas!, es una de las cosas más lamentables que he visto en toda mi vida política.
​“América y Europa, si no ponen fin a sus planes, deberán enfrentarse no sólo a la ira de Dios, sino también a la mía. Retrocedan en su plan, Dios y Patria o Muerte”.
​Sólo me resta hacer algunas preguntas:
​En cuanto al aumento de personas que se dicen homosexuales, ¿han aumentado? Los medios de comunicación, ¿dicen la verdad? Las relaciones entre hombres y mujeres, ¿han mejorado? Los jóvenes, ¿sí piensan correctamente y por ellos mismos? ¿Es lo adecuado que a un niño o a una niña se le fortalezca la idea de cambio de sexo?
​Estimadas lectoras y queridos lectores, este mensaje es para la reflexión. Aquel parecido con la realidad que estamos viviendo, es una mera coincidencia.
Sus amables comentarios a: edla_2013@nullicloud.com