Por si acaso…
Por Carlos Jesùs Rodríguez
23 de agosto de 2017

 

*Yunes desea “entes públicos”
* Montfort: rehacer relaciones

EN NOVIEMBRE del año pasado, durante la presentación del Plan Estatal de Desarrollo, el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares fue contundente: “no habrá dinero para financiar frivolidades, campañas y medios de comunicación”, y sentenció de cara al auditorio que le escuchaba: “acabaremos con las prácticas de 12 años de mal gobierno”. Pocos le creyeron, y algunos le buscaron sin encontrarle, otros tocaron puertas que no se abrieron, o intentaron la intermediación de empresarios periodísticos o columnistas que si están en el ánimo del gobernante (porque de que está dando contratos a través de algunas dependencias, incluido el Congreso del Estado, por supuesto que lo hace), pero la respuesta fue siempre la misma: “a ti si, a ellos no”. El miércoles 9 de Marzo, en una actitud que dejó helados a sus anfitriones del Consejo Patronal de la República Mexicana (porque hasta a ellos acusó de corruptos), Yunes Linares puso en claro que los medios de comunicación “son empresas privadas y no entidades Públicas”, y que en su gobierno “tendrán que vivir con sus propios recursos” porque “en el presupuesto (Estatal) no hay un solo centavo para pagarles” o para que “me alaben”. Sin embargo, el Gobernador Yunes Linares se quejó el lunes, durante la apertura del curso escolar 2017-2018 que en Veracruz muchas cosas han cambiado, pero que a la prensa le cuesta trabajo reconocer esos cambios, “porque no hay convenios publicitarios como en el pasado. Yo sé que hay algunos medios a los que les cuesta reconocerlo, les cuesta mucho trabajo… porque no tenemos convenios y no vamos a tenerlos, esa es la realidad”, y acto seguido criticó que la prensa no hable de las acciones positivas de su gobierno y que, por el contrario, continúe centrándose en otro tipo de cuestiones, en clara alusión a las críticas por la inseguridad, secuestros, extorsiones y el alto número de ejecutados.

A VER, retomemos las palabras de Miguel Ángel Yunes el miércoles 9 de Marzo: “los medios de comunicación son empresas privadas y no entidades Públicas” y “no hay un solo centavo para pagarles” o para que “me alaben”, y en efecto, por ser empresas privadas, el consejo editorial, el director o el propietario decide lo que se publica y lo que no. La prensa, llámese escrita, radiofónica, televisiva o portales de internet no tienen por qué reconocer esos cambios que solo existen en la mente del Gobernador, ya que las cifras nacionales en torno a la violencia no dan un lugar de privilegio a Veracruz, por el contrario, lo citan en los primeros lugares en materia de secuestros, extorsiones, asaltos, robos, levantones y ejecuciones, y en consecuencia, estamos obligados a decir la verdad “aunque no le guste al Gobernador”, como bien refiere la señora Isabel Miranda de Wallace, Presidenta de la organización “Alto al Secuestro”, y esa es la triste realidad. Ahora que si el mandatario quiere leer su imaginario mundo color de rosa, pues que pague, ya que los medios “no son entidades Públicas”, como bien lo dijo y, mucho menos, con tantas agresiones e indirectas. Sin duda, cuando hay logros como la detención o abatimiento de delincuentes, igualmente, se reseña, porque la sociedad tiene derecho a ser y estar informada con transparencia. En Marzo Yunes Linares indicó que en su Gobierno la prensa “tendrá que vivir con sus propios recursos”, y al menos en este portal ni le hemos solicitado una cita, contrato –o convenio- y, muchos menos se le han planteado negocios de ninguna especie (y aunque ya no lo recuerde, se le apoyó en su campaña como se abrieron los espacios para todos). El hecho de que “no hay convenios ni los habrá”, es algo que no nos incumbe puesto que, tampoco, los hemos implorado.

Y UNO se pregunta: ¿SE PODRÍA hablar tan solo de acciones positivas de su Gobierno, soslayando que en Veracruz, de acuerdo al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), han ocurrido 12 mil 835 robos en seis meses, esto es, 2 mil 139 cada mes o 71 diariamente -sin contar los perpetrados en Julio cuya actualización no ha sido realizada aun?-. Pero eso no es todo: en solo siete meses han ocurrido 1 mil 445 homicidios –un prometió de 7 diariamente, aunque hay días que ocurren hasta 10 o 12 como sucedió en algunas fechas del mes pasado y de este mes que corre-, además de 105 secuestros, algo así como 15 mensuales, la tasa más altas a escala nacional, y que decir de las extorsiones, casi 30 diariamente, y en muchos casos las víctimas son tan severamente amenazadas que prefieren pagar, ya que el C-4 o tarda mucho en responder o pide tantos requisitos que es mejor colgarle.

Y DE todo ello se molesta, también, el iracundo secretario de Seguridad, Jaime Téllez Marie -que trata a reporteros como si fueran parte de su tropa-, como lo hizo en el norte de la Entidad cuando se regresó en dos ocasiones tan furioso que muchos pensaron que propinaría un golpe a quien le preguntaba en torno a los incontables secuestros en la región. “Los periodistas siempre buscan hablar de lo negativo y dejan en segundo término los logros del gobierno y el desmantelamiento de grupos delictivos”, dijo, y cuando se le increpó qué es lo positivo, habló de desmantelamiento de bandas de secuestradores, de grupos delincuenciales y de asesinos confesos, pero solo de manera generalizada a sabiendas que esos logros han sido, en gran medida, gracias al Ejército, Marina y Gendarmería

HACE UN tiempo –reciente-, el Jefe de la Oficina del Programa de Gobierno, Marcelo Francisco Montfort Guillén, Licenciado en Administración de Empresas; Maestro en Sociología por la UNAM y Doctor en Sociología por la Université Paris advirtió contundente: “es necesario que el Gobierno Estatal haga una comunicación social diferente, más efectiva, más de rendición de cuentas que de promoción de resultados”, como está ocurriendo actualmente con el área de comunicación social en manos de Elías Assad Danini. Y agregó: “la destrucción de Veracruz fue enorme no sólo en el aspecto financiero sino que se hizo daño, también, en las relaciones sociales con la prensa para mantener la estabilidad en la seguridad pública, para que florezca la educación, la salud y la comunicación. Eso fue lo que se destruyó, esa es la tragedia, la tragedia no es solo financiera, pues eso es un desastre, la tragedia es que se destruyeron las relaciones sociales con la prensa”. Y vaya que tiene razón pero, al parecer, Yunes las quiere seguir destruyendo con su postura, sin entender que a una acción habrá, siempre una reacción, y eso no lo dice la prensa, sino la Tercera Ley de Newton. Así de simple. OPINA carjesus30@nullhotmail.com