Al más puro estilo priista, quizás producto de su ADN original, Ricardo Monreal reunió cerca de 25 mil personas bajo el arco del Monumento a la Revolución en pos de su candidatura al gobierno de la Ciudad de México abanderando a MORENA. En su mensaje a la concurrencia aseguró la posibilidad de una alianza con el PRD y con el PT en apoyo a su candidatura, y no habla sin sustento porque al menos Bejarano, la senadora Padierna y su grupo ya tienen un pie en MORENA, solo que hacen las veces de Caballo de Troya mientras llega el momento de las definiciones. Claudia Scheinbaum, Martí Batres junto con Monreal son la trilogía aspirante, los tres aseguran que López Obrador no interviene en el proceso, es probable que quien resulte candidato gane la elección, independientemente de si MORENA se fortalece o sufre divisiones a consecuencia de ese proceso de selección.