El gobierno de los Estados Unidos de América incluye a Veracruz entre los destinos de riesgo debido a los elevados índices de inseguridad que aquí prevalecen, ese tache es un valor agregado al sentimiento de inseguridad de la población veracruzana en la que no existe un sector de la población ajeno a esa percepción. Entre los sectores más golpeados está el Comercio, pues difícilmente se encontrará uno de relativo éxito comercial que no experimente ser víctima de la extorsión. Ningún discurso oficial puede diluir esa terrible realidad, sería inútil pretender ocultarla cuando se le aprecia por doquier; secuestros, levantones asaltos, robos a casa habitación son el dramático costumbrismo de nuestro tiempo.