• Es un frente ciudadano No electoral

 

• Busca construir un nuevo régimen político

 

• Para superar las condiciones de injusticia y desigualdad que padecen millones de mexicanos.

 

 

El día de hoy Dante Delgado, dirigente nacional de Movimiento Ciudadano, y los dirigentes de los partidos de la Revolución Democrática y Acción Nacional presentaron ante el Instituto Nacional Electoral la documentación para constituir formalmente el Frente Ciudadano por México, un Frente no electoral, que los compromete legalmente a impulsar una agenda común que permita superar las condiciones de injusticia, inseguridad y pobreza en que vive la inmensa mayoría de los mexicanos.

 

El Coordinador Nacional de Movimiento Ciudadano, explicó que: “el Frente Ciudadano por México es un Frente NO electoral. Un Frente Ciudadano cuyo propósito es construir un nuevo régimen político para lo que se plantean cuatro objetivos fundamentales”:

 

·      Elaborar y cumplir con un proyecto de país que ponga a los ciudadanos en el centro de las decisiones, antes de pensar en elecciones o candidatos.

 

·      Fijar mecanismos legales para el establecimiento de un gobierno de coalición, que garantice la puesta en marcha del nuevo proyecto de país.

 

·      Fortalecimiento e independencia del Congreso frente al Ejecutivo.

 

·      Autonomía plena de la Fiscalía General de la República para el combate a la corrupción y la impunidad.

 

Sobre las condiciones de Movimiento Ciudadano para ir al Frente Ciudadano, Dante Delgado afirmó:

 

“En Movimiento Ciudadano decimos sí al Frente, si se trata de construir un nuevo sistema político; si son los ciudadanos quienes nos orienten y nos digan qué hacer; si se acuerda acabar con el financiamiento a los partidos políticos; si se acuerda la eliminación del fuero y la eliminación de las pensiones a los expresidentes. Decimos sí al frente, si se acuerda aprobar la ratificación de mandato, para que los ciudadanos puedan despedir a los gobernantes que no funcionan; si se adopta y defiende la agenda de los ciudadanos”.

 

Algunas de las causas que impulsaron el Frente Ciudadano por México son un sistema político excluyente, restrictivo, con tendencia a acotar las libertades, la movilidad social y el desarrollo; la carencia de valores democráticos como la transparencia y la ausencia de un sistema de pesos, contrapesos y rendición de cuentas; las condiciones de pobreza y la profundización de la desigualdad que impiden a millones de mexicanos acceder a una vida digna; además de un esquema político sin los incentivos adecuados para los acuerdos y que propicia la fragmentación política en el Poder Legislativo, frenando la toma de decisiones impostergables y la construcción de gobernabilidad a largo plazo.

 

Para Dante Delgado es el momento de actuar diferente, con responsabilidad, con mesura y hacer las cosas de la manera correcta, lo que significa pensar en México, antes que en candidatos.