Xalapa- 2017-09-0614:46:21- Leticia Cruz/ El daño financiero ocasionado a Veracruz en el gobierno de Javier Duarte de Ochoa, se ha acumulado en el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, expuso el académico e investigador de la Universidad Veracruzana (UV), Rafael Arias Hernández.

Al respecto, refirió que el economsita y académico, hoy director del Instituto de Pensiones del Estado (IPE), Hilario Barcelata Chávez, calculó un daño de aproximadamente 170 mil millones de pesos en la anterior administración.

El problema, resaltó, es que hay opacidad en el gobierno estatal actual, lo que no permite saber los números reales, “porque esta confusión, simple y sencillamente va a ocasionar que se le eche toda al culpa al prófugo de Guatemala, y no, ya hay responsabilidades actuales, cuando menos de omisión o de no poder”.

Asimismo, advirtió que la falta de transparencia fomenta que sigan los malos manejos de los recursos públicos, por parte de los funcionarios, y por ende se alienta la corrupción.

El colmo, deploró el académico del Instituto de Investigaciones y Estudios Superiores Económicos y Sociales (IIESES), es que el Congreso creó una Comisión de la Verdad “que se convirtió en omisión de la verdad”.

“Hay un problema de transparencia muy serio, que yo creo que tenemos que llamar la atención, porque entonces no sabemos, y con toda razón se quejan de que no sabemos lo poco bueno que han hecho, y lo malo que han hecho pues obviamente se vuelve evidente”.

Por ahora, refirió, el gobierno yunista únicamente ha hablado de los malos manejos financieros de la administración de su antecesor, Javier Duarte de Ochoa, pero no ha dicho nada claro en torno a la manera en que ahora se están ejerciendo los recursos, y menos cómo se encuentran las finanzas.

Al ahondar en el tema, Rafael Arias Hernández se refirió también a la reestructuración de la deuda, planteada por el ejecutivo estatal, para el caso de la deuda bancaria y de valores.

Y es que la deuda bancaria es sólo una parte de la deuda total que tiene el estado, pues además del tema bancario, está la deuda a distintos proveedores, el sector empresarial, los pensionados, la Universidad Veracruzana, los maestros, y un largo etcétera.

Ante ello, el académico, emplazó: “vamos a ver si cierto que se logran tres cosas: que los bancos no ganen, que los intermediarios no cobren y que los cómplices en el gobierno no se beneficien, vamos a ver. Ocurren milagros”.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO