Coatzacoalcos- 2017-10-0616:24:44- Staff Imagen del Golfo

El crimen organizado ha convertido a Villa Allende en un verdadero infierno; secuestros ejecuciones, robos, asaltos y casas de seguridad son ahora el pan de cada día de los que habitan en esta comunidad que pertenece a Coatzacoalcos, a la cual las autoridades han dado la espalda.

Tan sólo en septiembre el Ejército Mexicano localizó una casa de seguridad, donde se detuvieron a siete sujetos entre ellos, el jefe de un grupo delictivo, identificado como Raúl M. S, alias “El Costilla” o “El Pelón”, hasta el momento las autoridades no dieron a conocer ninguna versión, de manera extraoficial se habla de tres secuestros que se han mantenido en total hermetismo entre los habitantes por temor a denunciar, mientras que en menos de una semana suman dos ejecutados en pleno centro.

Cabe hacer mención que estos hechos se han efectuado a la vista de vecinos, taxistas, y habitantes quienes por temor se hacen ojo de hormiga y evitan denunciar, aseguran que los delincuentes son conocidos del lugar, y operan libremente al estar protegidos por la autoridad municipal; que solo se limita a persuadir a los allendenses a manifestarse ante problemas de electrificación, basurero y afectaciones por la construcción del túnel sumergido, sin exigir seguridad.

Pareciera que la poderosa e influyente silla de la Agencia Municipal, a cargo de Gabriel Ocaña López solo sirve para seguir cumpliendo órdenes de la ex y ahora futura regidora del ayuntamiento de Coatzacoalcos Keren Prot y ella, de su padre Noriel Prot, actualmente regidor del PRI quien nuevamente busca ser la autoridad en Villa Allende, pese a que los Prot siempre han sido señalados por presunta corrupción y vínculos con el crimen organizado.

Es asombroso como estos políticos influyentes y cercanos a la máxima autoridad de Coatzacoalcos, hasta el momento no intervengan por brindar seguridad, paz y estabilidad a su pueblo.

Evidentemente que la delincuencia ha burlado a los pocos elementos de seguridad que vigilan la zona, aunque el pasado lunes se observó un numeroso despliegue policiaco, para desalojar a los manifestantes que bloquearon la entrada al túnel sumergido.

Lo que sí es un hecho es que del lugar tranquilo, seguro, caracterizado por exigir convertirse en un municipio libre para dejar de pertenecer a Coatzacoalcos, es un nido de caciques, halcones y líderes de células delictivas que tienen aterrorizados a los habitantes, pues se han inmiscuidos sin problema entre los “buenos”

Ante esta ola de violencia anónimamente exigen que se efectúen operativos por el ejército mexicano, porque el trabajo de los policías ha sido burlado por los delincuentes.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO