Nogales- 2017-10-17//16:04:47- Jorge Galindo/ Aunque no se habla de pérdidas en cuanto a los programas que maneja el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias, INIFAP, por el programa de cultivo de frijol, si de demoras de hasta tres meses a consecuencia de la gran cantidad de lluvia y escurrimientos que inunda cientos de hectáreas de cultivo en la zona baja de la entidad veracruzana.

Francisco Javier Ugalde Acosta, encargado de la unidad denominada Campo Experimental Cotaxtla del Inifap, dijo que el proyecto de frijol inició en julio y se llama Transferencia de Variedades de Frijol Sustentables para las Cuencas Hidrológicas del Río Blanco y Papaloapan que comprende Veracruz y el estado de Oaxaca.

Y aunque cada año deben lidiar con el fenómeno de la temporada de lluvias, aseguró que éste año si se tuvo un incremento significativo, lo cual mantiene anegadas tierras de cultivo y en el caso del frijol los excesos de lluvia causan trastornos incluso en predios donde se tienen experimentos de maíz, como es la Cuenca del Papaloapan.

“Nos han inundado y dañado, seguramente eso también está afectando al productor que siembra maíz, principalmente en esta época las cañas también hemos visto en los recorridos que hemos hecho hacia el sur hay zonas inundadas pero ese cultivo soporta más que el maíz”, señaló.

Ugalde Acosta dijo que por ello los productores de frijol tienen hasta la primer semana de febrero para sembrar, pues muchos esperan que sus terrenos drenen el agua de lluvia, principalmente en las zonas bajas que van desde Tierra Blanca a la Cuenca del Papaloapan, incluido Veracruz y Oaxaca.

En la zona de la cuenca del río Coatzacoalcos, dijo, son cientos las superficies que están sembradas y están sujetas a programas de siembra; ahí ya tienen programas con la propia Sagarpa pero la extensión libre es muy grande, de ahí que la gran mayoría de las zonas que tienen hay inundaciones.

“Son las zonas que tenemos pegadas a la orilla del río Coatzacoalcos, Uxpanapa y San Juan Evangelista, a pesar de que el Papaloapan en la parte alta no se ha inundado, no deja que se saturen los suelos de las márgenes y por lo tanto no se puede sembrar todavía, eso ocasiona un atraso. La gran ventaja es que todavía esos lugares pueden sembrar hasta el mes de febrero tiene grandes opciones en cuanto a maíz sorgo y la misma caña dependiendo del tipo de cultivos”, concluyó

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO