Xalapa- 2017-10-0413:53:07- Leticia Cruz/ El proyecto de mina a cielo abierto “La Paila” de Caballo Blanco fue temporalmente detenido, esto por el momento político-electoral, ante esto, los habitantes de los municipios de Actopan y Alto Lucero junto con organizaciones como La Asamblea Veracruzana de Iniciativas y Defensa Ambiental (LAVIDA), exigen la cancelación definitiva de los proyectos de “minería tóxica” denominados La Paila, de Caballo Blanco, así como El Cobre.

En conferencia de prensa, Emilio Rodríguez, integrante de LAVIDA, puntualizó que la detención del proyecto es temporal, pues la misma empresa Caballo Blanco, de Candelaria Mining, está a la espera de “coyunturas viables” para la explotación del proyecto.

Y es que también, indicó, el proyecto minero se topó una vez más con la resistencia civil y con argumentaciones científicas que señalan lo nocivo que resulta el proyecto minero a cielo abierto.

“Esto no significa que la empresa se haya ido, significa que la empresa está preparando el escenario para futuras coyunturas, para próximos años y sin duda van a estar haciendo una fuerte presión al Gobierno del Estado, al Gobierno Federal, a los gobiernos municipales para que estos proyectos se instalen”.

Ante ello, la exigencia civil es que las mineras se retiren de manera definitiva, “que ya no regresen nunca” a Veracruz, pues representan daño irreversible ambiental, la destrucción del cerro La Paila que funge como barrera natural anti huracanes y que es santuario de aves migratorias, la contaminación y saqueo de mantos acuíferos, la contaminación de cultivos y plantíos por volatilización de metales como el cianuro; esto sin olvidar que el proyecto minero se localiza a escasos tres kilómetros de la Central Nuclear de Laguna Verde, recordó Emilio Rodríguez.

>> NO SE PUEDE BAJAR LA GUARDIA

En el mismo sentido, Guillermo Rodríguez Curiel resaltó en entrevista telefónica que “no se puede bajar la guardia” ante los proyectos mineros, ya que la detención de ‘La Paila’ obedece únicamente a ‘asuntos electorales’ por el momento político que vive Veracruz y el país. La misma minera manifestó que no es un momento viable por el ‘clima político’, lo cual consta en la página oficial de la minera: www.candelariamining.com

“Dicen claramente en su página que se retiran por el clima político electoral, pero van a regresar”.

Pero en 2018, pasando las elecciones del mes de julio -en las que se renovará la Gubernatura de Veracruz y la Presidencia de la República- la empresa minera volverá, sin duda, a volver a meter su Manifestación de Impacto Ambiental (MIA), “es lo que se prevé”.

“La detención del proyecto minero, por el momento es una victoria parcial, porque no va a ser definitiva hasta que no logremos que haya un decreto del Gobernador, donde se decrete la región como área natural protegida y que declare a Veracruz libre de minería tóxica”.

La lucha es ahora para lograr en este “inter” entre la pausa de la minera por el proceso electoral, que el gobierno veracruzano decrete lo mencionado, enfatizó el ambientalista Guillermo Rodríguez Curiel.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO