El senador Miguel Barbosa, quien sigue siendo perredista pero apoya al candidato de MORENA, confiando en la volatilidad de las palabras y que su condición de senador le permite declarar cualquier ocurrencia, asegura que a Santiago Nieto lo presionaron desde la Secretaría de Gobernación para hacerlo desistir de su reinstalación en la Fepade, lo amenazaron con encarcelarlo y por esa razón “…lo hacen firmar la carta”. Como si Santiago Nieto sufriera discapacidad mental o política, añade: “Yo ya dije lo que puedo decir, no quiero dar más elementos que pongan a Santiago Nieto en riesgo…” “Se lo pueden preguntar”. No asume Barbosa la dignidad de su representación, pues debiera sustentar su dicho con testimonios firmes, de otra manera carece de valor y se reduce a vil chisme.