Astrolabio Político

Por: Luis Ramírez Baqueiro

“El secreto para ser aburrido es contarlo todo.” – Molière.

Por increíble que parezca la vida de Sergio Pitol Demeneghi continúa siendo noticia, lastimosamente, sus amigos, los intelectuales que junto a él compartieron importantes eventos y momentos de su trayectoria lanzan un grito airado para poner un alto a la forma por demás indigna con la que se le ha tratado en los últimos años.

En una carta abierta expresan más de 150 firmantes que su posición pública respecto a la forma en que se ha ventilado el estado legal, de salud del maestro y a lo que califican como falta de respeto con que se ha tratado a quienes gozaron de toda la confianza del autor.

En dicha misiva pública dirigida a la comunidad universitaria y a la sociedad en general, personajes como Elena Poniatovska, Margo Glantz, Enrique Vila-Matas, Juan Villoro y muchos más precisan tres posturas.

La primera en donde demandan respecto a la imagen y trayectoria del maestro, así como del estado legal y de salud el Premio Cervantes, al considerar que la manera en que se ha manejado el debate mediático al respecto pues denigra la magnífica obra, imagen y calidad personal del ex diplomático mexicano.

La segunda, acusan una falta de mesura y profesionalismo informativo. Pues acusan que uno de los más grandes escritores de este país y de nuestra lengua, así como académico de la Universidad Veracruzana, no merece un trato de información tendenciosa.

Por último, exigen respeto a las trayectorias y probidad de tres de las personas más cercanas al maestro Pitol: Elizabeth Corral Peña, Nidia Vicente Ortega y Rodolfo Mendoza Rosendo, a quienes Pitol quiere y eligió como compañeros de su personal periplo intelectual y humano. No han sido los únicos amigos del maestro Pitol que han sufrido señalamientos injustos y falsos; pero sin duda sobre ellos han recaído una serie de ataques que no merecen quienes, a todos nos consta, fueron leales amigos, compañeros, colaboradores de una persona admirable y fundamental en las letras y la cultura, remata la misiva.

Los señalamientos emprendidos por una parte de la familia del maestro, sean quizá la causa principal de todo este viacrucis, su primo Luis Demeneghi, encabeza esa cruzada con la finalidad de declarar incapaz a un hombre que con su genio, transformó la literatura en lengua castellana, para darle otro cariz a la forma de expresar la ideas, cuenta de ello son las notas dedicadas en su momento a todo este caso por los Diarios El País y El Mundo de España y la Jornada de México que puede consultar en https://elpais.com/cultura/2015/02/11/actualidad/1423688177_180645.html; y http://www.elmundo.es/cultura/2015/02/05/54d33175268e3ecc358b4572.htmlhttp://www.jornada.unam.mx/2015/02/05/cultura/a04n1cul

Lo cierto en todo este enredo, que en el trasfondo no busca otra cosa más que hacerse de los derechos por las regalías de sus obras, así como la herencia de sus bienes por parte de este segmento de su familia, ha provocado que al maestro se le haya aislado bajo el pretexto que ya es conocido.

Ojalá pronto las autoridades estatales tomasen cartas en el asunto por el bien de un genio de nuestra literatura, pero sobre todo de un hombre que decidió vivir su vida en completa libertad, arropado de sus seres más queridos, a quien el, en todo momento les ha expresado su deferencia, y que hoy confirma esta carta abierta, en donde por más que se pretenda inducir, no pueden, todos los firmantes contar una verdad a medias, so pretexto de salvar la reputación de nadie, como algunos venderán por ahí.

La vida de Sergio Pitol está en peligro y es urgente tomar cartas en el asunto, antes que lamentemos algo que se pudo fácilmente resolver.

Sextante.

Como era de esperarse, las versiones debieron venir del exterior, El Informe “Control… sobre todo el Estado de Coahuila” realizado por la Universidad de Texas resalta que el control de Los Zetas se extendió a jefes de la policía municipal, procuradores estatales y federales, centros penitenciarios estatales y sectores de la Policía Federal y del Ejército mexicano.

El estudio fue realizado por la Clínica de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Texas y se basa en las declaraciones de 24 testigos en tres juicios federales contra integrantes del sangriento cártel que se realizaron en San Antonio, Austin y Del Rio, Texas entre el 2013 y el 2016.

Militares y gobernadores de Coahuila y Veracruz recibieron dinero de Los Zetas para mantener el control de territorios.

¿Y qué gobernador veracruzano es el señalado?

Adivino… el originario de Nopaltepec, ese que continúa intentando perpetuarse en el poder, el que ocasionó la caída del PRI en la entidad y porque no decirlo del país, al estar detrás del caso Odebrecth.

Al tiempo.

astrolabiopoliticomx@nullgmail.com

Twitter: @LuisBaqueiro_mx