Todavía no se reponen los magistrados septuagenarios del Tribunal Superior de Justicia luego de ser convocados por el presidente Edel Humberto Álvarez Peña, quien les comunicó que se tienen que ir, que sólo podrán estar hasta el 31 de enero.

Esas son las versiones que circulan en los pasillos del hache Tribunal Superior, donde se deplora de antemano que los togados vayan a permitir ser eliminados así nomás como así.

Y es que no son pocos ni tan irrelevantes. Entre las víctimas del yunismo estarían el ex presidente Reynaldo Madruga Picazo, Yolanda Cecilia Castañeda, Daniel Ruiz, Raúl de la Huerta, Fernando Guzmán Calvo, Sara Hilda Beltrán, Jorge Espinoza, la mayoría de ellos con carreras brillantes en el mundo de la judicatura.

Seguro que algunos aún están conectados a los concentradores de oxígeno y tomando doble dosis para la alta presión.

¡Ah!, pero en cuanto el Ejecutivo dispuso que fuera Edel su presidente, de inmediato lo aprobaron.

Merecido lo tienen por papayones.