Mole de Gente
Por: Virginia Durán Campollo
16 de enero de 2018

EL estado mexicano presuntamente democrático, es una monarquía que le cuesta muy caro al erario. Estamos manteniendo a un número voluminoso de zánganos, dentro de una abultadísima burocracia, que no responde a las verdaderas necesidades de la nación. Servicios caros e ineficientes. La salud, educación, seguridad en la lona completamente. El México de los candidatos, es abismal al que se vive día con día. Por ello las promesas de campaña, suenan a burla. Sobre todo, en lo que a la violencia extrema refiere. El gobierno federal  más preocupado, por tratar de impulsar a su deslucido candidato- hasta ahora- que en ver de qué manera frenar a la delincuencia organizada  desbordada. No es solo lo que al narcotráfico  corresponde sino a la inclusión del mismo, en el sistema de Justicia y Seguridad nacionales. Un tema que no tocan a fondo, más preocupados porque se les vea cercanos a los indígenas a quienes tanto han fallado. Unos explotando la imagen de un niño nativo, otro vistiéndose de chamula, otro tocando una jarana jarocha y otro  como peleador callejero. ¡Patrañas, señores!*** En la diatriba, se sacan trapitos al sol que muestran las carencias de cada uno, de cara a una elección madre.  En estos usos y costumbres aberrantes de la clase política, salen a relucir más que nada el robo de ex gobernadores, funcionarios, empresarios coludidos y familiares presta nombres. El saqueo es desastroso. Continúan brotando, miles de millones de pesos desaparecidos. Son cientos de miles- en Veracruz 150 mil- lo que se han embolsado, una maquinaria muy bien aceitada. Por ello no podrá haber una lucha real, en contra de la corrupción e impunidad. Si las cabezas están podridas, el resto también. Los hay en  todos los partidos políticos y de lo que de ellos emanan.  Van los pretensos rodeados de pillos, hablando los combatirán y hasta los acomodan en puestos públicos. La Estafa Maestra. *** En Veracruz la alianza, donde la ventaja es del PAN, patina en los ríos de sangre púrpura, que se riegan todos los días en horrorosos crímenes. Verdaderas masacres, que se acercan a resultados de conflictos bélicos. Es muchísimo dinero lo destinado a la Seguridad Pública estatal- con ayuda federal- para no dar resultados. Hay mucho miedo en la población, pues no se sabe en qué momento puede llegar la fatalidad. No hay excusa que valga. Se comprometieron a sanear y no se ha cumplido. En este caso no es cuestión del poco tiempo que tienen, sino de la poca voluntad política que existe. ***  “Inseguridad se debe a ingobernabilidad”: Pepe Yunes. ***  Y para las agruras del mole…usted sabrá que tomar. Hasta la próxima.