Xalapa- 2018-02-0120:07:54- Jesús Ruiz

La diputada local, María Josefina Gamboa Torales, mintió durante la comparecencia de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas (CEAPP).

Esto ya que la panista aseveró en el Congreso del Estado que no contaba con energía eléctrica en la cárcel para usar la máquina de escribir importada que le ofreció el organismo autónomo cuando estuvo presa.

Sin embargo, un documento de esa Comisión contradice dicha versión, pues de acuerdo con el informe de un visitador a la actual diputada local del PAN se le permitió el uso de un pequeño ventilador en su celda.

Esta información incluso fue confirmada por la presidenta de la CEAPP, Ana Laura Pérez Mendoza, en el grupo oficial de la CEAPP en WhatsApp, quien subrayó que la legisladora sí usó la máquina y mintió en la comparecencia.

“Menciona que se encuentra en una celda con otras tres internas y que le han permitido meter un pequeño ventilador, mismo que coloca en la parte inferior del lugar donde duerme. También manifiesta que tiene temor de que algo malo le pueda ocurrir (…)”, se lee en el informe que realizó el visitador de la CEAPP.

Según miembros de la Comisión consultados al respecto, el reporte corresponde al periodo en que Gamboa Torales se encontraba recluida en el penal de Tuxpan, de ahí que sí contaba con energía eléctrica.

No obstante, durante la comparecencia de este jueves la legisladora subrayó que la máquina que importaron de Estados Unidos para que pudiera escribir necesitaba electricidad y se la llevaron a un penal en donde jamás la pudo usar porque “no había luz”.

“Qué pena que hayan comprado una máquina tan cara, eléctrica, en un penal en el que jamás, y afortunadamente está en los registros en donde se entrega, jamás pude usar porque no había luz.

“Entonces llevar una máquina eléctrica a una reclusa en un penal en donde no hay luz, de entrada me deja bastante claro el dato de que no tenían ni idea de las condiciones reales en la que estaba”, argumentó Gamboa Torales, luego de que la presidenta de la CEAPP, le mostró el aparato tras dar su informe.

Igualmente, el documento citado establece que la actual diputada del PAN y presidenta de la comisión legislativa de Atención y Protección de Periodistas seguía ejerciendo desde la cárcel su Derecho a la libertad de expresión.

“Por otro lado, refiere que le permiten seguir escribiendo en reclusión, no obstante, las condiciones bajo las cuales ejerce la libertad de expresión no son las idóneas, ya que debido al dolor de su brazo, se le dificulta escribir con las crayolas que le proporcionan.

“Aunado a lo anterior, señala que todo lo que escribe es leído por los custodios y por el Director, y que a pesar de que no le consta, está segura de que cambian las palabras que ella escribe, pues en una ocasión que su hermana le dio el periódico en donde aparecía una de sus columnas, venían argumentos que ella no había expuesto”, establece el reporte.

Hay que recordar que Gamboa Torales fue detenida desde agosto de 2014 hasta febrero de 2015, siendo sentenciada en dicho lapso a un año y 3 meses de prisión, luego de que en julio de 2014, entonces como directora del Instituto Municipal de la Mujer de Boca del Río, atropelló y dio muerte a José Luis Burela López en el bulevar Miguel Alemán, motivo por el que fue procesada.