Por Paulina Ríos
AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO

Empezaron las deserciones dentro del PAN quienes no están de acuerdo con la actitud y el quehacer político del candidato presidencial, Ricardo Anaya Cortés.

El gobernador de Chihuahua, Javier Corral ya tronó en contra del aspirante presidencial, el queretano mostró su acusada debilidad y cedió todo lo que le exigieron en cuanto a posiciones, al parecer le saben algo y se dobló.

Lo mismo Enrique Alfaro candidato a gobernador por Jalisco que no aceptó la coalición ‘Por México al Frente’ y se va sólo con Movimiento Ciudadano.

Esta situación se repite, ya que la mayoría de los militantes de MC le piden a Dante Delgado Rannauro que haga lo mismo, que se separe de la alianza en Veracruz.

Un numerosos grupo de panistas antianayistas comandado por el expresidente Felipe Calderón están aprovechando esta situación para mostrar su enojo y acusan al candidato de su autoritarismo cuando se encuentra muy por debajo de AMLO y hasta le dicen, “unos hacen el PAN y otros se lo comen”.

La expresidenta nacional albiazul, Cecilia Romero, afirma “un reducido grupo de no más de cinco personas son las que están tomando las decisiones de la campaña y del partido”.

No toman en cuenta lo que quieren las mayorías.