Moloacán- 2018-02-2717:29:27- Staff Imagen del Golfo
Luego de la muerte de 20 semovientes en un rancho de la localidad Arroyo Blanco del municipio Moloacán, existe preocupación entre los productores ganaderos, temen se trate de algún virus que podría propagarse.
Entre las versiones que han surgido, podría tratarse de pasteurelosis bovina o septicemia hemorrágica, sin embargo para confirmar o desmentir estas versiones a los animales muertos no les ha realizado las necesarias necropsias.
El presidente de la asociación ganadera local, Marcos Morales, dio a conocer que hasta el momento no se ha confirmado que se trate de un virus, sin embargo dijo que algunos ganaderos no aplican las vacunas correspondientes en tiempo y forma.
Indicó que algunas muertes de ganado pueden derivar de la falta de pasto, ya que durante la temporada de lluvias, grandes extensiones de tierra fueron inundadas, aunado a las bajas temperaturas, ahora el intenso calor que impedirá el crecimiento del pasto.
Por su parte el productor y miembro de la ganadera local, Bernardo Gonzales Torres, explicó que no han confirmado que las muertes del ganado sean a causa de algún virus sin embargo dijo que de forma preventiva están recomendando a todos los ganaderos, que apliquen su esquema de vacunación que corresponde, y aplicar la vacuna ultrac 7, y suplementar ante la falta de pasto comprando pacas de pasto, pollinaza o alimento balanceado.
Ante esta situación, de acuerdo a datos obtenidos, los productores ganaderos han iniciado arduas labores de vacunación para prevenir más muertes, así como invirtiendo para adquirir alimento, aunque ante la temporada de sequía lo peor está por venir.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO