Para que la actual diputada local, María Josefina Gamboa Torales, pudiera escribir su columna en el periodo en que estuvo en la cárcel, se tuvo que importar una máquina de escribir de Estados Unidos.

Así lo reveló la presidenta de la Comisión Estatal para la Atención y Protección a Periodistas (CEAPP), Ana Laura Pérez Mendoza, quien incluso llevó dicho aparato a su comparecencia ante la Comisión de Atención y Protección de Periodistas del Congreso del Estado.

Dicho informe se realizó con intensas críticas por parte de la integrante de la bancada del PAN, quien en todo momento cuestionó el uso de los recursos públicos por parte del organismo.

Sin embargo, la encargada de la comisión respondió a los cuestionamientos y críticas llevando la máquina ante la presidenta de esa comisión legislativa, con el argumento de que siempre se ha trabajado para que se respete la libertad de expresión.

“Nos preguntaba que qué equipo se compra, usted fue una de las beneficiadas de esta comisión; usted recordará esta máquina que se le proporcionó, que es de importación y especializada con un valor de varios miles de pesos.

“Se trajo desde Estados Unidos especialmente para que usted pudiera escribir su columna cuando fue detenida. En ese sentido, ese es el esfuerzo que se hace porque lo que más nos importa es que se respete el Derecho a la información y libertad de expresión”, expuso Pérez Mendoza.

Hay que recordar que Gamboa Torales fue detenida desde agosto de 2014 hasta febrero de 2015, siendo sentenciada en dicho lapso a un año y tres meses de prisión.

Dicha resolución fue apelada por su defensa, logrando que si bien fuera declarada culpable fuese por homicidio culposo y no doloso, además de establecer que compurgó su pena durante los meses que estuvo en prisión y otorgar una indemnización.

Es de mencionar que en julio de 2014, entonces como directora del Instituto Municipal de la Mujer de Boca del Río en la administración de Miguel Ángel Yunes Márquez, Gamboa Torales atropelló y dio muerte a José Luis Burela, de 30 años, en el bulevar Miguel Alemán, motivo por el que fue procesada y encarcelada.

De acuerdo con información verificada, dicha máquina de la marca “Swintec 2600 cc Spanish Clear Typewriter”, tuvo un valor de más de 11 mil pesos además del costo de 24 cintas o cartuchos.

El modelo se inventó especialmente para que los escritores que están presos en el país vecino puedan trabajar, de ahí que es transparente.

En cuanto a las contrataciones y apoyo en equipo, la presidenta de la CEAPP explicó que todos los datos se encuentran en el portal de transparencia, apuntando que además proporcionaría los datos requeridos por la diputada.

En una de sus intervenciones, Gamboa Torales replicó que el exhibir dicha máquina en la comparecencia corrobora la “completa inutilidad de la Comisión”.

Agregó que la máquina es eléctrica y se la llevaron a un penal en donde jamás la pudo usar porque “no había luz”.

Recordó además que se trató de una máquina facturada en 2014, cuando estaba en el cargo Namiko Matzumoto Benítez, y no del periodo en que Pérez Mendoza debía informar, de ahí que ella no podía responder por la “inutilidad” de la adquisición que realizó quien a la fecha es presidenta de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH).

“Qué pena que hayan comprado una máquina tan cara, eléctrica, en un penal en el que jamás, y afortunadamente está en los registros en donde se entrega, jamás pude usar porque no había luz, entonces llevar una máquina eléctrica a una reclusa en un penal en donde no hay luz, de entrada me deja bastante claro el dato de que no tenían ni idea de las condiciones reales en la que estaba.

“Y esa máquina fue del 2014, ustedes están respondiendo por el 2017, cuando ni siquiera usted era presidenta de la comisión en ese momento, no podría yo preguntar a usted qué grado de inutilidad deberían de tener para llevar una máquina de escribir eléctrica a una cárcel cuando no hay luz”, contestó la legisladora del PAN.

Además, recordó que toda la información que solicitó formalmente debe de ser entregada en un plazo máximo de 48 horas, según la forma en que se realizan las comparecencias en el Congreso del Estado.

Igualmente, cuestionó por qué el chófer de la presidenta de la CEAPP gana 12 mil pesos, solicitando el registro de cuántas personas han sido contratadas por el organismo así como el criterio para la contratación y los montos de los sueldos de sus funcionarios, incluyendo el pago a ponentes en cursos y talleres.

Pérez Mendoza prometió entregar la información requerida, añadiendo que en cuanto a la máquina de escribir cuenta con un reporte de visita en el penal de Tuxpan de Luis Eduardo Coronel Gamboa, actual Fiscal Especial en Atención de Denuncias por Personas Desaparecidas y entonces trabajador de la CEAPP.

“Lo que le manifestó usted en ese momento es que las condiciones de atención por parte de la Comisión eran buenas, entonces ese reporte de que hubiese una queja por no poder utilizar la máquina no lo tenemos o no se reportó en su momento”, contestó la presidenta de la CEAPP.

Finalmente, Gamboa Torales calificó como “bajeza y vileza indescriptible” el decir que haya un documento firmado por ella, en donde se diga que recibió una buena atención, considerando que la CEAPP permitió que fuera sacada de un hospital para ser encarcelada, lo que derivó en una recomendación de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

“Sí fue el fiscal Coronel; no nada más vio la máquina, también me vio el cuerpo masacrado a golpes, torturas y demás, pero tampoco se acreditaba nunca.

“Ese es uno de los claros ejemplos de cómo hasta dónde esta Comisión sirve nada más de simulación, manejado y no me refiero a usted, porque acaba de llegar, porque me parece que está viciada y tendría que resurgir para poder entonces ayudar verdaderamente al gremio”.

Xalapa- 2018-02-0115:48:20- Jesús Ruiz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO