Según información publicada en el diario El Economisa, la austeridad que se vio en el gasto público a finales del 2017 quedó casi olvidada para el primer mes del 2018, pues el gasto neto del sector público fue por 493,576 millones de pesos, lo que significó un aumento de 7.4% en términos reales y respecto de enero del año anterior,

De acuerdo con el reporte de finanzas y deuda pública de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), el gobierno excedió su gasto en 11,447 millones de pesos a lo que se tenía programado, es decir, de lo que se aprobó en el Presupuesto de Egresos de la Federación del 2018.

Hacienda atribuye este aumento en el gasto principalmente a un mayor pago de participaciones por 13,500 millones de pesos, como un efecto de la evolución favorable de la recaudación federal participable;  al mayor pago de Adeudos de Ejercicios Fiscales Anteriores y otros por 8,900 millones de pesos, y al mayor costo financiero de 4,500 millones de pesos.

En los rubros donde se identificó un mayor incremento del gasto público fue en el de materiales y suministros que se elevó en 87.5%, respecto del 2017, y donde se ejercieron 37,315 millones de pesos.

En el detalle de la información se observó que en el rubro de otros gastos de operación, se ejercieron 133,723 millones de pesos, un aumento de 21.8%; mientras que en la clasificación de otras erogaciones se tuvo un incremento de gasto de 62.9%, con un total de 12,228 millones de pesos.

En general, el gasto corriente del gobierno federal fue por 276,835 millones de pesos, un aumento de 8.8%; mientras que el gasto en inversión física fue por 49,484 millones de pesos, una reducción de 10.9%, respecto a enero del 2017.

Con información del El Economista