Los directivos nacionales del PRD la emprenden contra Silvano Aureoles, Gobernador de Michoacán, porque hizo pública su adhesión a Juan Antonio Meade, candidato priista a la presidencia de la república. Pero son solo valores muy entendidos entre los del Sol Azteca porque saben bien del apoyo priista que recibió Aureoles para llegar al gobierno de Michoacán amparado con las siglas del PRD; entonces nada dijeron porque les convenía agregar un estado más a su cuenta; ahora, por la manifestación a favor de Meade amenazan con expulsar a Aureoles quien obviamente está más afuera que adentro del PRD. “A Silvano le cobran la factura”, dicen en el PAN, saben bien que en Veracruz brigadas de perredistas fueron comisionados para apoyar la campaña de Aureoles con cargo al erario estatal. Sufren amnesia porque no recuerdan que en 2016 Duarte comisionó a uno de sus agentes para entrevistarse con Aureoles para que los delegados de éste en el Consejo Nacional perredista votaran en contra de la alianza con el PAN. Se hacen, pero bien que son, dicen en el llano.