Está comprobado que el gobierno encabezado por Peña Nieto responde ipso facto a la critica o a la más mínima de las observaciones, lo ha demostrado en múltiples ocasiones, acá en Veracruz lo recordamos después del discurso del gobernador en Perote cómo de inmediato la reacción no se hizo esperar en la persona de la señora Miranda Wallace quien repitió que en Veracruz los índices delictivos son muy elevados. Apenas el viernes pasado el Director de la Comisión Nacional de Derechos Humanos en su Informe Anual aseveró que en México la defensa de los Derechos Humanos dejaban mucho por desear, y este día la PGR responde que esa Comisión no debe realizar funciones de ministerio público, pues esa es función constitucionalmente encomendada a la PGR y “están claramente determinadas en las normas jurídicas respectivas”. O sea, “zapatero a tus zapatos”.