Xalapa- 2018-04-3015:48:09-  Luego de que nueve de los 30 policías municipales de Naolinco fueron detenidos acusados por secuestro, residentes de la zona piden que se investigue al resto de los elementos.

Los mismos lugareños sostienen que hay decenas de casos de secuestros, delito que no se ha contenido durante la administración de Roberto Reyes Aguilar, pese a que el munícipe sostiene lo contrario ante los medios.

Los lugareños cuestionan que según las autoridades los policías que fueron contratados este 2018 ayudarían contra la inseguridad y se destacó por el ayuntamiento que todos habían aprobado sus exámenes de control y confianza ante la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

No obstante, uno de los vecinos de la cabecera municipal aseveró que es complicado que los elementos no se coludan con bandas del lugar, pues además de carecer de equipamiento y vehículos, perciben un sueldo bajo por parte del ayuntamiento.

Por lo anterior, la detención y vinculación a proceso de nueve policías municipales y dos supuestos secuestradores no ha tranquilizado a los residentes, quienes aseguran que en las localidades hay registros de robos violentos y se sabe de varios casos de comerciantes secuestrados que terminaron siendo liberados tras pagar el rescate.

Solicitando el anonimato, residentes señalaron que el director de la escuela de bachilleres “Lic. Ángel Carvajal” fue uno de los casos más sonados en últimas fechas, el cual sí trascendió en los medios informativos.

No obstante, también el propietario de un hotel situado en el centro de la cabecera municipal; el dueño de un reconocido restaurante en la misma zona, así como un barrendero del ayuntamiento, fueron levantados sin que los hechos fueran retomados por las autoridades, al menos públicamente.

Los naolinqueños coinciden en que la mayoría de las víctimas son “gente de trabajo”, apuntando que generalmente los casos se desconocen públicamente por una simple razón: las víctimas o sus familiares tienen miedo de denunciar.

Lamentan que incluso los secuestros y extorciones han afectado a los pequeños locatarios, tal es el caso de un carnicero y al menos tres zapateros, actividad típica de la zona.

Delincuentes buscan dinero fácil

Un ciudadano detalló que en general los secuestrados no sufren torturas, pues los plagiadores exigen cantidades de dinero relativamente accesibles para los familiares e incluso en algunos casos se han prestado a negociar bajando el valor de su petición inicial para la liberación.

Otro vecino del centro advirtió que sospechan que la banda es más grande que los 11 miembros detenidos, de ahí que se debería de investigar a los demás policías municipales.

Explican que aunque los secuestros y extorciones se hicieron comunes en Naolinco, dichos delitos no se han reflejado en cifras oficiales ante el temor de las víctimas.

Los más afectados por la inseguridad son los comerciantes, empresarios, ganaderos e incluso funcionarios como maestros y trabajadores del propio municipio.

Apenas en febrero de este año, el subagente municipal de Naranjillo en Naolinco, Carlos Posadas Martínez, reportó a este medio informativo que los delincuentes comenzaron a perpetrar robos violentos a casa habitación.

Agregó que por esta razón tuvieron que implementar rondines y acciones de vigilancia por parte de los mismos ciudadanos, los cuales se mantienen hasta la fecha.

Alcalde apoya a sus policías

Hay que recordar que apenas ayer domingo, nueve miembros de la Policía Municipal fueron vinculados a proceso e ingresados al penal de Pacho Viejo en Coatepec junto con dos civiles, todos acusados de secuestro.

Sin embargo, los elementos están recibiendo apoyo legal del presidente municipal, Roberto Reyes, quien incluso insiste públicamente en la inocencia de los policías contratados al inicio de su administración, presentándose a la audiencia inicial de control.

Los 11 investigados, 10 hombres y una mujer, fueron detenidos luego de un enfrentamiento en el que participaron dos supuestos secuestradores contra policías de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Tras la detención, que derivó en la liberación de un comerciante, los supuestos plagiadores involucraron a nueve de los 30 policías municipales de Naolinco en sus actividades.

Así se inició el Proceso Penal 100/2018 en contra de Juan “N”, Humberto “N”, Jacobo “N”, Mario Alberto “N”, Humberto Rafael “N”, Librado “N”, Luis Roberto “N”, Bismark “N”, Juan José “N”, Rosa María “N” y Jorge Armando “N”.

La autoridad jurisdiccional otorgó la medida cautelar de dos años de prisión preventiva y les fue concedido el término de seis meses para la investigación complementaria.

Jesús Ruiz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO