En el PAN no han quitado el dedo del renglón e insisten ante el INE que las boletas electorales se reimpriman sin el recuadro de Margarita Zavala “para preservar el principio de certeza”, pues saben bien que no pocos panistas votarán por Margarita, aunque ese voto vaya al conteo de los anulados. Tal es el impacto de la señora Zavala entre el panismo y la muestra de, como el Cid Campeador, una innegable influencia al interior del panismo. El INE considera “inviable” la solicitud panista, aunque Ricardo Anaya insiste en “una boleta donde solamente aparezcan los cuatro candidatos presidenciales”. La petición llegó al Tribunal Electoral y será esta instancia la que dictamine finalmente, aunque por los tiempos se antoja difícil la reimpresión cuando en el cronograma del INE se acerca la fecha de empezar a distribuir la papelería electoral. Y todavía está pendiente decidir si bajan al “Bronco”, aunque vaya en la boleta.