Con impactos de bala en la cabeza y señales de tortura, fue hallado el cuerpo del inspector general y titular del área jurídica de la Coordinación Jalisco de la Policía Federal, Reyes Andrés Izquierdo Velázquez de 46 años.

El cuerpo que fuera hallado sin vida, atado de manos, torturado, con impactos de bala en la cabeza, y abandonado a un costado del entronque de la carretera La Tinaja-Cosoleacaque, venía con  un narcomensaje firmado por “La Vieja Escuela”, a quién señalaban de estar relacionado con otro grupo del crimen organizado.

Autoridades ministeriales y policías federales de la Comisión Nacional de Seguridad iniciaron una exhaustiva investigación a fin de localizar y detener a los responsables de este crimen.

Los homicidas llevaron el cuerpo y lo abandonaron entre la maleza a la altura del kilómetro 32  más 400 de la carretera 145-D en el entronque La Tinaja- Cosoleacaque, municipio del mismo nombre.

Al ser encontrado el cuerpo durante la madrugada de ayer domingo, la escena del hallazgo del cuerpo del mando de la Policía Federal de inmediato fue acordonado el escenario del asesinato. Junto al cadáver los criminales dejaron un narcomensaje que decía: “por querer abrir la plaza para las jaliscas. La plaza es de nosotros. Aquí, la Ver… es el comandante Concha Atte: La Vieja Escuela”.

Durante la inspección ocular, los investigadores de la Fiscalía General de Justicia del Estado descubrieron que el inspector general y titular del área jurídica de la Coordinación Jalisco de la Policía Federal, Reyes Andrés Izquierdo Velázquez, presentaba visibles huellas de tortura, además de cinco heridas ocasionadas con arma de fuego en la cabeza.