Por si acaso…
Por Carlos Jesús Rodríguez

*Afectaría a Pepe si permanece

*Indira mintió al “ChiquiYunes”

ERA DE esperarse. Américo Zúñiga Martínez no debió ser Presidente del Comité Directivo Estatal del PRI –y en este espacio lo advertimos hasta la saciedad-, no porque sea mal dirigente o por su carácter indiferente a ciertos grupos al interior del “tricolor” que, aprovechando el viaje, han puesto como pretexto esa indolencia para renunciar y afiliarse a otros institutos, sino por algo tan elemental como venir de una alcaldía priista y haber entregado la estafeta a un alcalde de otro instituto antagonista que, por otra parte, también disputa la Gubernatura del Estado en un escenario donde el pasado sigue siendo una pesada losa que ataja pretensiones y cuestiona el porvenir del “tricolor”. Zúñiga Martínez entregó la Presidencia Municipal de Xalapa a Hipólito Rodríguez Herrero que si bien mantiene una disputa desde el arranque de su administración contra el gobernador panista Miguel Ángel Yunes Linares que, a su vez, busca heredarle el trono a su hijo, Miguel Ángel Yunes Márquez con todo el respaldo de la estructura estatal, lo cierto es que el repunte de José Francisco Yunes Zorrilla ha encendido focos de alerta en el Movimiento de Regeneración Nacional que ha decidido golpear a la cabeza visible del PRI para atajar cualquier expresión de crecimiento de su abanderado, y en ese tenor han encontrado en la reciente gestión del hijo del profesor y licenciado Guillermo Héctor Zúñiga Martínez una oportunidad de dañar al de Perote.

AMÉRICO, AL provenir de una administración que desde antes era cuestionada por el Movimiento de Regeneración Nacional que lo acusó de todo, y que usó esa crítica para imponerse y arrasar en la elección municipal, no debió aceptar la dirigencia estatal del “tricolor” porque, simple y llanamente, era vulnerable, y si los Yunes azules no lo han atacado, si Pepe Yunes llega a poner en un predicamento a Miguel Ángel Yunes Márquez no dudarán en abrirle, incluso, una carpeta de investigación usando al Órgano de Fiscalización Superior del Estado o al Congreso local con tal de contenerlo, lo que ahora pretende el Movimiento de Regeneración Nacional al anunciar que será denunciado penalmente debido a las graves fallas administrativas encontradas por el alcalde Hipólito Rodríguez Herrero. De acuerdo con el munícipe, esta misma semana darán paso a la denuncia ante la Fiscalía General del Estado que ya tendrá otro pretexto para aporrear al PRI.

Y ES que, según Herrero, se trata de contratos en favor de consultorías, sin evidencias de resultados, así como gratificaciones extraordinarias a personas que no pertenecían a la nómina de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento (CMAS), los cuales habrían generado un presunto daño patrimonial de 70 millones de pesos durante la administración de Zúñiga Martínez, todo ello derivado del dictamen de entrega-recepción de la administración pública 2014-2017, según el cual se detectaron hechos que calificó de “inaceptables” y que involucran a ex servidores públicos con cargos de primer nivel en la anterior administración municipal, y aunque no fueran ciertos los señalamientos que le formulan, entre que se investiga, se aportan pruebas y se determina si procede la acción penal, lo cierto es que el tema servirá para golpear aún más al “tricolor”, aunque el objetivo real es Pepe Yunes.

TAL VEZ lo más prudente sería una postura valiente de Zúñiga Martínez y con el pretexto de enfrentar la acusación sin la protección del cargo que detenta, solicite licencia temporal y en su lugar sea impuesto Silvio Lagos o, incluso, Alejandro Montano Guzmán –si es que aún milita en el PRI-, y de esa manera quitarle el lastre al candidato de la Coalición

“Por un Veracruz Mejor”, José Francisco Yunes Zorrilla, de tal suerte que no se use el tema inherente a Américo para golpearlo. Y es que Hipólito Rodríguez -surgido de MoReNa-, ha dicho que será esta semana cuando la Contraloría Interna del Ayuntamiento capitalino acuda a la Fiscalía General del Estado (FGE) para interponer denuncias contra los presuntos responsables, “tanto funcionarios que operaban en el órgano de gobierno y en el CMAS”, y de avanzar las denuncias, entre que son peras o manzanas, Américo Zúñiga tendrá que aclarar plenamente ese asunto que, seguramente, lo distraerá de las campañas a la Gubernatura y al Congreso del Estado a fin de quedar fuera de toda duda, pues ya lo expresaban los romanos refiriéndose a las sombras de la sospecha: “la mujer del César no solo debe ser honesta, también debe parecerlo”, o como dicen que le dijo Felipe I de Castilla “El Hermoso” a su esposa Juana la Loca: no basta ser reina, hay que parecerlo”. Y es que el tema, ahora que al PRI lo han contenido, vía la corrupción duartista y su pandilla, insistir en el asunto sería meterle más combustible a la hoguera, y acaso por ello ganaría mucho el “tricolor” si su dirigente, en un acto de congruencia política se separa del cargo y decide enfrentar la acusación en aras de evitar que el golpeteo se centre en el objetivo principal que es el oriundo de Perote. No hacerlo implicaría un crecimiento al estilo Michael Jackson cuando bailaba, que simulaba ir para adelante cuando, en realidad, lo hacía en reversa. Así las cosas…

*****

MAL COMIENZA la candidata plurinominal al Senado por la coalición PAN-PRD-MC, Indira Rosales San Román, por cierto, coordinadora, también, de la campaña de Miguel Ángel Yunes Márquez, abanderado de la misma alianza a la gubernatura, cuando anuncia con bombo y platillo que gracias a sus gestiones, nueve alcaldes que antaño estaban en otros partidos se sumaron al llamado Veracruz al Frente, entre otros el de Huiloapan de Cuauhtémoc, José Gabriel Flores Sarabia, y la síndica de Texhuacan, Salustia Anastasio Romero, ambos de extracción morenista, quienes este lunes convocaron a conferencia de prensa para desmentir a la futura legisladora que acaso en curso de capacitación intensiva puso en práctica lo que será su gestión: mentir como lo hacen infinidad de legisladores. Flores Sarabia negó haber renunciado a MoReNa para sumarse a la campaña de Yunes Márquez: “estoy con el Movimiento de Regeneración Nacional, y ayer estuvimos en una gestión y seguramente por eso se aprovecharon. Yo refrendo mi apoyo para el licenciado Andrés Manuel, para Cuitláhuac García y todos los candidatos del Movimiento”, asegura, y en ese tenor se expresa la síndica de Texhuacan. “Siempre venimos a hacer gestiones y somos morenistas. No apoyamos a Yunes Márquez”. En fin, si doña Indira, que se desconoce por qué recibirá una Senaduría automática como premio, quiso quedar bien con el hijo del gobernador, el asunto le resultó contraproducente, pues acabó en calidad de fulera. OPINA carjesus30@nullhotmail.com