Xalapa- 2018-06-2413:58:18- El ex fiscal Luis Ángel N fue vinculado a proceso por el delito de desaparición forzada en la modalidad de ayudar a eludir la impartición de la justicia o entorpecer las investigaciones por desaparición forzada.

La audiencia fue interpelada en varias ocasiones por el propio Bravo Contreras quien dio a conocer diversas inconsistencias en la carpeta de investigación, considerando “muy sospechoso” que las dos últimas declaraciones de Arturo Bermúdez Zurita y de Gilberto Aguirre Garza fueron realizadas en un periodo de 72 horas, entre el 7 y 10 de mayo, “un día después me giran la orden de aprehensión”, fustigó.

La jueza Alma Aleida Sosa Jiménez determinó que la Fiscalía General del Estado (FGE) tendrá seis meses para realizar la investigación complementaria, que implica 20 diligencias y que se deja firme la prisión preventiva por el tiempo que dure el proceso en su contra.

El abogado de Luis Ángel N afirmó que la declaración del ex secretario de Seguridad Pública, Arturo “N”, que señala al ex fiscal como el responsable de ordenar ocultar el hallazgo de los cuerpos, se hizo mediante la coacción y amenaza.

Dijo que la Fiscalía es capaz de hacer lo que sea con tal de incriminar a una persona con una trayectoria en derecho y que es honorable.

Y es que a pesar de la defensa solicitó la comparecencia de varios peritos que acreditaron la orden de ocultar el hallazgo de los cuerpos en la barranca de La Aurora, incluso mediante mandato judicial, ninguno se presentó.

No obstante, la jueza aseguró que pese a los señalamientos, la defensa no motivó siquiera porque debían ser llamados el ex secretario de Seguridad Pública, Arturo “N” y el ex director de Servicios Periciales, GIlberto “N”.

Nicolás Baltazar, abogado de Bravo Contreras, condenó que la juez le negara “el derecho a Bravo Contreras” de carearse con el exjefe policiaco de Duarte, Arturo Bermúdez y con la directora de investigaciones ministeriales, Rosario Zamora, ambos en prisión.

“Son violaciones muy graves. A mi cliente no le dieron el derecho de defenderse, lo detienen a pesar de estar amparado y ni chance de defenderse le dan, el único testigo que lo señala, ni siquiera sabemos quién es”, reprochó Nicolás.

Luis Ángel Bravo ya permanece recluido en la prisión de Pacho Viejo, en un área conocida como “La Cárcel VIP”, donde en las celdas de medidas cautelares se encuentran recluidos, la ex vocera de Duarte, Gina Domínguez, el ex jefe policiaco, Arturo Bermúdez, el ex tesorero de Duarte, Mauricio Audirac, entre otros ex funcionarios de la administración anterior.

El abogado Arturo Nicolás Baltazar se quejó porque de al menos uno de los testigos no obra nombre, dirección ni manera de contactarlo, además de que su declaración solo se conoce a través de un oficio en el que los policías Ministeriales relatan la entrevista.

Se centró además en hacer evidente que un testigo protegido de la Fiscalía admitió comer un delito al alterar la escena del hallazgo de los cuerpos, pero la autoridad no inició proceso penal contra él.

Por su parte, el ex fiscal general Luis Ángel “N” aseguró que la Fiscalía General del Estado (FGE) “actúa con sesgo y manipula a testigos para hacerme parecer un monstruo”.

“Fui fiscal, soñé toda mi vida con ser procurador, no el fiscal de Duarte como algunos dicen, y me representó un gran honor; si pudiera regresar el tiempo y hacer lo mismo, lo haría porque fue mi sueño”, señaló ante la jueza Alma Aleida Sosa Jiménez y su esposa.

Al aludir a los familiares de personas desaparecidas que presencian la audiencia afirmó: “Yo les aseguró que la verdad hará caer por su propio peso a quien tenga que caer por estos delitos. La verdad llegará y verán de qué se trató todo esto. La idea que ustedes tenían mientras trabajamos juntos será la misma. Voy a lavar mi nombre”.

“Soy inocente señora juez, se me ha imputado un caudal de hechos por desaparición forzada, y esto ha constituido además de ofensas a mi persona, la privación de mi libertad, la separación de mi familia. No es justo que con amoralidad, crueldad y saña, se haya fabricado alguna escena que solo existe en la mente perversa de algunos funcionarios”.

Añadió que durante esas reuniones estuvo presente el actual fiscal especializado en desaparición de Personas, Luis Eduardo Coronel Gamboa, como parte primero de la Comisión Estatal para Atención y Protección de Periodistas (CEAPP) y luego como parte de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH).

Imagen del Golfo/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO