Xalapa- 2018-06-1815:32:53-En este último bimestre apenas se reactivó la industria constructora con un pequeño respiro, no a la capacidad que desean los constructores pero por lo menos sobreviven.

A dos meses que iniciaron las obras publicas después de los últimos 3 años y medio de la administración pasada que se reinició la actividad se trabaja con un índice del 4% del presupuesto total en el estado de lo total invertido en infraestructura cuando la solicitud del sector es que rebase el 10 o 15% de ese monto.

“Para este año se destinaron 6 Mil MDP nosotros quisiéramos que mínimo se destinara el doble o el triple de esa cantidad de obras para infraestructura. El porcentaje del presupuesto anual de los gobiernos es donde nosotros estamos luchando que se considere siempre un mínimo para la inversión de infraestructura es la petición que se les hizo a los legisladores en general”. Indicó.

Aguilar Pizarro comparte que la composición de la obra pública se integra de un 70% de obra pública y un 30% de obra privada en términos generales. En este momento trabajan con los porcentajes invertidos con un 70% de obra privada y un 30% de obra pública.

Agregó que la obra privada no ha crecido por el contrario ha disminuido y la obra pública se volvió el 30% del total. En resumen se achico el total y la que quedó punteando fue la obra privada que es la que los está salvando.

“Gracias a los desarrollos de vivienda al de los nuevos hoteles, a los nuevos edificios comerciales es que la industria de la construcción no se colapsó en los últimos 2 o 3 años si no prácticamente hubiera colapsado totalmente”.

El líder constructor argumenta que disminuyo la obra porque los gobiernos no invirtieron en obra pública en infraestructura en los últimos 4 años.

Comentó que aunque están conscientes de la crisis económica que se vive en todo el país, hay otros estados que ya lo están haciendo como por ejemplo Morelos, el estado de México y la comarca lagunera en donde la inversión en infraestructura es altísima.

Contrasto que no es posible que otros estados de la república mexicana con un presupuesto más pequeño que el que se destinó a Veracruz logren un crecimiento en el PIB estatal que pasan del 11% y nosotros tenemos el 1.6% negativo.

Auguró que para este sexenio ya no se va a hacer nada si acaso legislaran en este sentido pero el tema de la inversión económica se vislumbra complicado de realizarse. Lo más que podría lograrse es la construcción de infraestructura carretera.

Adelantó que la secretaria de comunicaciones y transportes dijo que van a salir paquetes de obras del Fonden que se encontraban retrasados con un monto de 800 MDP para la rehabilitación de carreteras.

La buena noticia para los constructores es que el alcalde de Veracruz Fernando Yunes Márquez le confirmó que el gobierno del estado destinará 80 MDP exclusivamente para invertir en Veracruz en lo que denominaran apoyo al puerto para la rehabilitación de calles.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO