Redacción- 2018-08-0310:58:28- Imagen del Golfo

 

En Veracruz se encuentran cinco de las 25 jurisdicciones sanitarias del país con los mayores índices de mortalidad por sida, de a cuerdo con las cifras del Centro Nacional para Prevención y el Control por VIH y el Sida (Censida)

 

De estas cinco jurisdicciones, dos carecen de un Centro Ambulatorio para la Prevención y Atención del Sida e Infecciones de Transmisión Sexual (Capasits) por lo que las personas que necesitan medicamentos y atención  deben viajar al menos 200 kilometros, transbordando camiones para poder llegar, invirtiendo hasta 600 pesos en pasajes por persona, para ir de una vez al mes a recibir fármacos.

 

Los Capasits en Veracruz se encuentran en Poza Rica, Xalapa, Rio Blanco, Veracruz y Coatzacoalcos, dejando sin atención cercana a la población de San Andress Tuxtla y Cosamaloapan, consideradas entre las que presentan uno de los más altos índices de mortalidad por sida en Veracruz.

 

De acuerdo con un mapa presentado en la 22 Conferencia Mundial sobre el sida, celebrada en Ámsterdan, señalan que, en el sureste mexicano, particularmente en Veracruz se registra un aumento en las muertes por el síndrome de inmunodeficiencia adquirida desde el 2000 hasta la fecha.

 

Patricia Ponce, integrante del Grupo Multisectorial VIH, añadió que, si bien a nivel internacional se dice que para 2030 o 2035 nacerá la primera generación libre de VIH, no es tan fácil ni tan rápido, pues hay población – como la indígena- donde la epidemia es difícil de notar.

 

De acuerdo con los datos que proporcionó la activista, Veracruz acumula hasta el primer trimestre de 2018 16 mil 606 casos de sida, con lo que se ubica en el tercer lugar a nivel nacional. Estos 16 mil 606 casos representan el nueve por ciento del total nacional y de estos, el 22 por ciento son mujeres.

 

Agregó que según las cifras obtenidas de Censida, en 2017 se registraron 452 nuevos casos, que representan un incremento del 100 por ciento en comparación con 2016 en donde se registraron sólo 217 casos nuevos. En ambos años, el número de mujeres va del 16 por ciento al 20 por ciento entre 2016 y 2017, respectivamente, lo que habla de un incremento importante en el número de pacientes femeninas de esta enfermedad.

 

La situación del sida en Veracruz es preocupante, dijo, pues es la entidad que más mujeres aporta al contexto nacional y que esto representa además un riesgo mayor, pues no se está dando la atención necesaria a las mujeres embarazadas, para detectar de manera oportuna si viven con el virus o si continúan con su tratamiento.

 

Sobre la situación del virus de inmunodeficiencia humana (vih) dijo que Veracruz ocupa el segundo lugar a nivel nacional en cuanto a casos acumulados, pues aporta 12 por ciento de los casos totales.

 

En este caso el porcentaje de mujeres es un 34 por ciento, es decir una de cada tres pacientes es mujer. La detección de casos de vih en Veracruz va en aumento, pues en 2016 se registraron 372 nuevos casos de vih, de los cuales el 27 por cierto fueron mujeres. Para el 2017 el número de registros nuevos se disparó a mil 85 casos, de los cuales el 26 por ciento fueron mujeres.

 

La activista opinó que tratar el problema se torna difícil debido a que no se etiqueta presupuesto para ello, por lo cual no es posible realizar campañas de detención o atención a los padecimientos.

 

 

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO