Redacción 05-08-2018, 13:23:32.- Las islas turísticas de Bali y Lombok, en Indonesia, fueron sacudidas por un sismo de magnitud 7.0 el domingo, desatando el pánico entre los vacacionistas y los residentes.

No había información oficial de posibles víctimas aún más de dos horas después del terremoto, que se sintió al anochecer.

El Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés) dijo que el epicentro del sismo fue sobre tierra, en Lombok, aunque los reportes iniciales lo ubicaron en el mar, cerca de la costa.

Tuvo una profundidad de 10 kilómetros, una semana después de un terremoto de magnitud 6,4 que mató a 14 personas en Lombok y por un período breve dejó varados a centenares de excursionistas en las laderas de un volcán.

Los funcionarios dijeron que los turistas en los aeropuertos internacionales de Bali y Lombok entraron en pánico y que hubo daños menores en los edificios, pero que las operaciones no fueron alteradas.

El terremoto se sintió por varios segundos en Bali, donde la gente huyó de las casas, hoteles y restaurantes.

“Todos los huéspedes del hotel estaban corriendo, por eso yo lo hice también. Las calles se llenaron de personas”, dijo Michelle Lindsay, una turista australiana. “Muchos funcionarios pedían que la gente no entrara en pánico”.

Otros testigos dijeron que el sismo inicial creció en intensidad durante varios segundos, haciendo temblar ventanas y puertas, y que hubo muchas réplicas.