Lentamente, como tomando aire después del terremoto electoral que cimbró su ya débil estructura, el PRI decidió formar una Comisión de Diagnóstico para que “reciba todos estos ejercicios de reflexión” y desentrañe las causas de la tremenda derrota electoral, según informa su presidenta, Claudia Ruiz Massieu. Eso sí utilizan el método democrático de poner a la disposición de la militancia una página de internet a través de la cual manifestar esas reflexiones. Obviamente, la cúpula partidista ya debe tener listo el resultado de esas “reflexiones”, porque, además, todo mundo en México conoce las causas de la derrota priista. Pierden tiempo, porque en 2019 será la elección en Baja California, en donde ese año se cumplirán tres décadas de la derrota histórica de un gobierno estatal ante el PAN. Pero siguen en la reflexión.