Xalapa- 2018-09-0714:19:36- El exrector de la Universidad Veracruzana (UV), Raúl Arias Lovillo, expresó que para él es un honor que se le mencione como posible Secretario de Educación de Veracruz en la próxima administración que a partir del 1 de diciembre presidirá Cuitláhuac García Jiménez.

Entrevistado la mañana de este viernes, luego de que casualmente se dejó ver en conocido café de la capital del estado, Arias Lovillo no descartó ocupar el cargo que dejará en las próximas semanas Enrique Pérez Rodríguez.

“Es un honor que se me mencione, pero más allá de mencionar las candidaturas mi deseo como veracruzano es que haya alguien que tenga el perfil adecuado, el conocimiento”.

Cabe hacer mención que apenas este jueves, a través de algunos portales de información y en columnas periodísticas, se dio a conocer que sería Arias Lovillo el próximo titular de la SEV, quien estaría también peleando esta posición con otro exrector de la UV, Víctor Arredondo Álvarez.

A pregunta expresa sobre si ha tenido algún tipo de acercamiento con el gobernador electo y su equipo, Arias Lovillo, dijo que por el momento no se ha dado la oportunidad.

En el ámbito laboral presumió que actualmente se desempeña como Secretario Académico de la Universidad de Guanajuato, a la que calificó una de las mejores de México.

Consideró que hoy en día son enormes los retos en el país con el tema de la educación, porque con la entrada de un nuevo gobierno se requiere más que nunca poner en sintonía al conjunto nacional.

“Hay enormes desigualdades en Chiapas, Oaxaca, Veracruz con el resto del país. No hay que dejar de mirar el contexto internacional. Hoy en el mundo que vivimos el factor de desarrollo es la educación”, afirmó.

Opinó que más que ser titular de la SEV durante la próxima administración estatal es que quien ocupe la Secretaría tenga la experiencia académica, visión y que pueda conectar los retos con los programas de los nuevos gobierno estatal y federal.

Para finalizar reiteró que cuando fue rector de la UV entregó resultados favorables y se transformó a la universidad en un plantel de investigación.

Leticia Rosado / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO