Manhattan Master Plant Development, empresa que compró en 54 millones de pesos una nave industrial propiedad de Ricardo Anaya y su familia, fue declarada como “empresa fantasma” por el Servicio de Administración Tributaria (SAT).

Así lo revelan registros que el propio SAT publicó en su portal. Según el listado, el 16 de febrero Manhattan Master Plant Development fue incluida en una lista de 146 empresas que son usadas para mover dinero con el objeto de ocultar su origen, es decir, lavar dinero.

La citada empresa se constituyó con un capital de 10 mil pesos, cinco mil los puso Luis Alberto López López y cinco mil los aportó María Amada Ramírez Vega. Se trata del chofer de Manuel Barreiro y la esposa de su contador.

Con información de ElFinanciero