Arturo Ramos es el coordinador de la bancada legislativa del Partido Verde Ecologista en la Cámara de diputados, fue un efímero subsecretario de gobernación en el actual gobierno federal gracias a la alianza entre ese partido y el PRI, pero con el cambio en la correlación de fuerzas políticas ahora esa bancada colaborará con los propósitos de Morena. Ramos explica ese viraje adelantando que no es traición al PRI pero hoy “todo partido tiene que explicar su existencia o desaparecer”; sin embargo acota que su bancada será “absolutamente independiente”. No rompe con el PRI, solo “culmina” su relación. Pero cuando le recuerdan que el senador Manuel Velasco habló de que colaborarán con el PRI en esa Cámara, Ramos respondió “simplemente es una explicación con terminología diferente” (¡!¿?). ¡Sálvese quien pueda! parece decir Aeruro Ramos en ese galimatías “explicativo”, o mejor, “muerto el rey, viva el rey.