Viernes contemporáneo

Por Armando Ortiz

Trascendió que Manuel Velasco trabajó en la campaña de Andrés Manuel López Obrador. El güero Velasco fue enlace de López Obrador con varios gobernadores; entonces él era el presidente de la Confederación Nacional de Gobernadores. Es por ello que a este operador político se le han permitido algunos privilegios. Siendo gobernador pudo ser de última hora candidato plurinominal al Senado. Ya siendo senador electo pidió licencia como gobernador para ir a tomar protesta como senador; ahora siendo senador quiere regresar como gobernador a Chiapas para terminar su mandato y por ello requería de licencia en el Senado. Al principio le negaron la licencia, pero después, vaya usted a saber quien llamó a la bancada de Morena, que recularon y le concedieron la licencia al güero Velasco, el amigo de Andrés Manuel, para que regresara como gobernador a Chiapas, terminara su periodo y regresara como senador otra vez. Eso sólo pasaba en los tiempos del PRI, cuando una llamada del presidente bastaba para cambiar una decisión. Pero ahora fue Morena quien apoyó la licencia y con su mayoría se consiguió. No hace falta ser el inspector Maigret para descubrir de donde salió la llamada para recular. Así las cosas, Morena poco a poco se va convirtiendo en un PRI.

¿Quién busca desestabilizar a la UNAM a unas semanas del 2 de octubre?; 50 años después los porros

Son más de 30 las escuelas que se han sumado al paro en la Universidad Nacional Autónoma de México para mostrar con ello su repudio a los actos de represión cometidos por grupos de porros. El rector de la UNAM, Enrique Grauer, ya declaró que esos grupos porriles causaron lesiones a un grupo de universitarios que se manifestaban pacíficamente en Ciudad Universitaria. Se dice que estos grupos estaban organizados de antemano y ya surgió el primer nombre, Teófilo Licona, coordinador de Auxilio UNAM a quien identifican como el sujeto que comandaba al grupo de porros. Vale mencionar que en este 2018 se cumplen 50 años de la matanza de Tlatelolco y que precisamente hace 50 años Ciudad Universitaria era escenario de actos de represión en contra de estudiantes de la UNAM. Medio siglo después los estudiantes de la UNAM exigen que los grupos de porros salgan de la UNAM. La rectoría ya hizo un llamado para que se expulse a esos porros de la institución, sin embargo, va a estar difícil porque la mayoría ni siquiera a de ser alumno de la UNAM. ¿Quién busca desestabilizar a la Máxima Casa de Estudios a unas semanas del 2 de octubre?

Se acabaron los privilegios en el Senado; no más extras ni secretarias de más ni chichifos en nómina

Los senadores de la República en sexenios pasados eran de los que mejores sueldos gozaban. Pero no sólo eso, contaban con vales de despensa (como si los requirieran), vales de gasolina (aunque facturaban al Congreso), telefonía celular, gastos médicos, peajes, boletos de avión, mantenimiento del vehículo o vehículos y muchos otros servicios. Los senadores de la República tenían decenas de asesores, chichifos, chichifas, secretarios, jardineros en nómina del Senado y hasta la servidumbre. En un país donde millones de mexicanos están en pobreza extrema eso era un insulto, una mentada de madre. Pues al parecer todo eso se va a terminar. Y es que a partir de “ya” se eliminarán esos privilegios con el plan de austeridad que promueve Morena y que es parte de las promesas del presidente electo Andrés Manuel López Obrador. Esperamos que la cámara de diputados siga el mismo ejemplo y así también las dependencias gubernamentales. Este país necesita una verdadera sacudida y los servidores públicos que lo quieran ser deben tener vocación de servicio y no vocación de servirse.

aortiz52@nullhotmail.com