O P I N I Ó N

Por Mario Javier Sánchez de la Torre

Como era de esperarse el haber dado a conocer que a través de una pregunta con dos opciones de respuestas será la parte fundamental de la consulta que se hará a una parte de la población mexicana, para conocer cómo se debe solucionar el álgido problema que fue parte de las propuestas de campaña de Andrés Manuel López Obrador, la no construcción del nuevo Aeropuerto Internacional (NAIM) de Texcoco, ayer no solamente acaparó las primeras planas de los principales periódicos de circulación nacional, sino también los principales espacios de noticiarios de radio, televisión e internet.
La polémica de inmediato inició, principalmente por los integrantes del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) en el Congreso de la Unión, pues al haberse anunciado que el costo de este ejercicio ciudadano, que se dijo será de un millón y medio de pesos, correría a cargo de sus legisladores federales, de inmediato el desprestigiado Ricardo Monrreal desde el Senado de la República, lo negó. Haciendo lo propio el pluripartidista Porfirio Muñoz Ledo desde la Cámara de Diputados. Aseveraciones que van totalmente en contra de su dirigente y guía político nacional, lo que puede tener varias interpretaciones.
Por una parte la más obvia, la lógica, la que se supone. Que al interior del equipo político de los morenistas las cosas no estén funcionando como debieran, en lo que se puede llamar “armonía política”, lo que a estas alturas del partido sería gravísimo, pues aún el equipo pesado de MORENA todavía no entra en funciones, desgaste que suena lógico que se puede estar dando por la cantidad de actividades que se han echado a cuestas antes de que inicie el verdadero juego.
Así como también, que está aparente falta de coordinación en el manejo de la información entre estas cúpulas legislativa y su guía político y espiritual, sea solamente una estrategia más para llamar la atención sobre el manoseado tema, al que no saben que solución dar los integrantes del próximo gobierno federal. Y por ello la extraña consulta a sectores de la población que poco a nada saben sobre el ¿Por qué? Alguna de las opciones debe ser la correcta.
Calificada de extraña la citada consulta, debido a que después de la polémica nacional e internacional que se ha hecho, sobre el caso de si debe hacerse el NAIM o acondicionarse la base militar de Santa Lucía. También a últimas fechas el que ¿será? el próximo Secretario de Comunicaciones y Transportes (SCT) del Gobierno de la República Mexicana, dio a conocer otra opción en la que quedó incluido el aeropuerto de Toluca, en el Estado de México y Santa Lucía solamente. Opción que pareció como de mago, sacada de debajo de la manga y por tanto como una ocurrencia de última hora que hizo ver al equipo de transición morenista como poco serio.
A continuación la pregunta y respuestas. Pregunta. “Dada la saturación de Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México ¿ Cuál opción plantea usted que sea mejor para el país? Respuestas. A) Reacondicionar el actual aeropuerto de la Ciudad de México y el de Toluca y construir dos pistas en la base aérea militar de Santa Lucía o B) Continuar con la construcción del nuevo aeropuerto de Texcoco y dejar de utilizar el actual Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México”
La respuesta requiere del análisis de las dos: a) Y B). Y por todo lo que se ha discutido al respecto, no es nada sencillo. Pero la B) por el momento es la menos estudiada. Usted qué OPINA estimado lector. Hasta el viernes. noti-sigloxxi@nullhotmail.com (Fech. Púb. Miér. 17-octubre-18)