Línea Caliente
Por Edgar Hernández*

 

¡Cierra Sedesol federal y entrega buenas cuentas!

Desde luego que el mayor mérito no es que sea mujer y ocupe tan relevante responsabilidad al frente de la delegación federal de la Sedesol. No, el punto ha sido librarse de los guadañazos de los políticos deseosos de involucrarla en trastupijes electorales y apetitos insanos de corrupción.

Al cerrar sus alcances al frente de la Delegación Veracruz de la Secretaría de Desarrollo Social, la federal, porque la estatal sigue arrojando pus, de parte de Anabel Ponce Calderón, bien vale la pena el reconocimiento público.

Información llegada a mi mesa de trabajo, no más, da cuenta del cumplimiento de su palabra empeñada de no desviar recurso o despensa alguna en favor de candidato alguno, Notario calificado lo certifica.

La también regidora con licencia por Pánuco y ex diputada federal, Anabel Ponce, al cierre de su administración de siete meses que concluye el primero de diciembre, deja muy en claro que en Veracruz se logró reducir la pobreza extrema en 500 mil veracruzanos.

“Avanzamos, quizás no en lo que quisiéramos en este gran estado pero alcanzamos nuestras metas conforme a nuestro presupuesto”, dijo.

Hizo notar que los presupuestos no fueron suficientes para la magnitud del Estado pero están en atención permanente; además de que no hubo recortes al término de la administración federal.

La destacada veracruzana cierra con la satisfacción de haber cumplido las metas programadas desde las oficinas centrales de Sedesol en la ciudad de México mismas que incluyen Prospera, Pensión para Adultos Mayores y Estancias Infantiles.

Sedesol Veracruz también estuvo al tanto participando en los comedores comunitarios, el de Abasto Rural a cargo de Diconsa, el de Fomento para la Economía Social y el Programa de Abasto Social de Leche a cargo de Liconsa.

Y de manera colateral coadyuvó al cumplimiento del Programa 3×1 para Migrantes, que mezcla recursos federales, remesas y montos estatales y municipales para apoyar a comunidades que más expulsan trabajadores.

La delegada concluye su gestión con números negros destacando que los programas sociales que atiende dispondrán de recursos hasta el próximo 31 de diciembre del presente año.

E insistió en lo expresado por el propio presidente de la República, Enrique Peña Nieto, de que por primera ocasión en la última década, durante la presente administración se logró frenar el crecimiento de la población en condiciones de pobreza extrema.

Se generaron, dijo parafraseando al titular de Sedesol federal, Eviel Pérez Magaña, “mejores condiciones, gracias a la Estrategia Nacional de Inclusión, a cerca de diez millones de mexicanos que hoy cuentan con mayores elementos para poder salir adelante”.

Y para el caso Veracruz la reducción de la pobreza a la vuelta del sexenio fue de 500 mil que se mantenían en extrema pobreza. “Ello gracias a Prospera, de Apoyo Adultos Mayores 65 y Más y Seguro de Vida para Jefas de Familia, que están casi al 100 por ciento de cobertura”.

Nuevos tiempos se aproximan mientras la Delegación Federal de Sedesol Veracruz se manifiesta lista para entrega-recepción al nuevo responsable de parte del presidente Andrés Manuel López Obrador, Manuel Huerta.

Esa ha sido la chamba de Anabel Ponce en dos palabras.

Tiempo al tiempo.

 

*Premio Nacional de Periodismo