La delincuencia no tiene fronteras y sus redes son comparables a las empresas que tienen sucursales en el extranjero, al grado de que hoy se sabe de huachicoleros colombianos lucrando con el combustible mexicano.

El director del Colegio Libre de Estudios Universitarios (CLEU) Campos Veracruz, Rogelio Alfonso Aguilar Alcázar, dio la voz de alerta al anunciar el ciclo de conferencias ‘La delincuencia transnacional México-Colombia’ que se realizará aquí el 14 de noviembre.

Entre otros expositores estarán los colombianos Eduardo Yepes Alfonso y Ángel Horacio Rueda Zacipa, quienes abordarán los temas ‘Perfilación criminal’ y ‘Delincuencia organizada’, respectivamente.

Además, los mexicanos Amaury Fierro González y Jaime González Gómez, sobre ‘Inteligencia criminal’ y ‘El estado islámico en México y su relevancia criminológica’.

Explicó que la temática y la presencia de Colombia obedecen a que estudios internacionales muestran lineamientos estadísticos y la migración de prácticas criminales más allá de las fronteras en un mundo globalizado.

Por eso en mayo de este año se reunieron los fiscales de los dos países para hacer un tratado e identificar las diversas modalidades de la delincuencia transnacional, analizar cómo operan las redes y cómo unir esfuerzos para abatirlas.

“Dentro de los principales temas está el ámbito a combatir, la pornografía infantil, el trasiego de armas y drogas. Y otra también muy importante que nos está afectando actualmente en el país, que se ha identificado que hay huachicoleros que están trabajando ya desde Colombia en nuestro país; en México.

“La información no la tenemos en tiempo exacto, pero sí hay un margen bien claro en donde identifica que están trabajando conjuntamente; estamos hablando tal vez de alrededor de hace un año o dos”, indicó Aguilar Alcázar.

Hizo hincapié en que se debe identificar y desenmarañar la madeja de ligas y conexiones, lo cual requiere de un análisis concienzudo para entender cómo operan y cómo se puede trabajar para evitar ese tipo de delincuencia.

En cuanto al peligro de que algunos grupos delincuenciales infiltren a su personal entre los migrantes que cruzan territorio mexicano en su tránsito hacia Estados Unidos opinó que es un tema muy delicado porque se correría el riesgo de estigmatizar una problemática de derechos humanos.

Sin embargo admitió que las alertas no son descabelladas porque quienes viven fuera de la ley no tienen miramientos y se atreverían a utilizar esa coyuntura humanitaria para servirle a sus fines.

“Considero que actualmente se están haciendo en el país investigaciones, tratando de identificar a la gente que viene. Es factible, creo que sí es factible que se puedan infiltrar algunos grupos.

“Sin embargo considero que se está haciendo todo lo pertinente para en un sentido estrictamente basado en derechos humanos poder apoyarles, identificar sus necesidades”, resaltó Aguilar Alcázar.

Desde su perspectiva, la problemática que hoy vive México no es ajena a lo que ya ha sucedido en Colombia y evidencia que toda la experiencia de Colombia tiene que ver con el fenómeno de la delincuencia transnacional México-Colombia.

Por ello se reunieron los fiscales en aras de un intercambio de inteligencia y delincuencia transnacional, temas que le interesan al Colegio Libre de Estudios Universitarios, en cuanto a identificar cómo operan esos grupos delictivos y qué se puede hacer desde el ámbito criminológico.

“Eso es lo que pretendemos: que se le dé el enfoque criminológico y criminalístico que tanto hemos luchado, que tanto hemos tratado para que las autoridades vuelquen y miren precisamente hacia el criminólogo-criminalista”, subrayó el director del CLEU Veracruz.

Explicó que el Día del Criminólogo es el 16 de noviembre, pero en esa institución se celebrará el 14, con el ciclo de conferencias sobre la delincuencia transnacional.

Veracruz- 2018-10-3018:01:19- HeladioCastro/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO